Juan Luis Olmedo (Izq), director del Jardín Botánico junto al representante de USAID para el programa de energía limpia.

En unión con la Oficina en Colombia de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), el Jardín Botánico José Celestino Mutis será la primera institución de la capital en transformar las ramas y desechos de las podas en energía eléctrica.

En Bogotá hay cerca de 1 millón y medio de árboles, los cuales se podan mensualmente y generan cerca de 52m3 de desechos. De estos el Jardín aprovechará inicialmente 1m3 lo que le permitirá producir 40 Kv/h para suplir la demanda de energía del lugar que está por el orden de los 120Kv/h.

Luis Olmedo, director del Jardín, explicó que este proyecto no sólo será benéfico en términos energéticos, sino que se podrá aprovechar los desechos para fabricación de abono. Así mismo, señaló que la meta es lograr que el 100 por ciento de la matriz energética del Jardín sea renovables.

El proyecto tiene un costo de $617 millones de pesos , aproximadamente, y será pionero en el continente, ya que algunos ejercicios similares se encuentran en Europa.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×