El Parque Nacional Chibiriteque será una de estas zonas.

Gracias al decreto 1374 del 27 de junio de 2013 firmado por el Ministro de Medio Ambiente, Juan Gabriel Uribe, y el Ministro de Minas y Energía, Federico Rengifo,  puedo ser emitida la resolución 705 que establece la zonas protegidas  y, por lo tanto, excluidas de cualquier tipo de exploración o explotación minera.

Esta resolución llega como una respuesta a la incertidumbre frente al levantamiento de la moratoria y la reapertura de la ventanilla  para otorgar títulos mineros que se llevó a cabo el pasado martes 2 de julio.  Esto queda claro en el decreto  que dice que esta c medida de precaución se toma  “ante la apertura para la recepción y  otorgamiento de nuevas solicitudes de títulos mineros”.

Para todos los sectores interesados, ambientalistas, indígenas y mineros, esta noticia llega como una sorpresa ya  que fue una medida que puede llamarse flash si se tiene en cuenta que el decreto fue establecido el  pasado jueves y la resolución fue aprobada un día después.  La resolución tiene vigencia de un año y podrá ser prorrogada por otro año más si ambos ministros, de minas y medio ambiente, están de acuerdo.

Lo importante ahora es aclarar la pregunta que viene con esta resolución: ¿Qué zonas va a cubrir? Según  lo escrito en la misma resolución el Ministro de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible tiene cinco días, que se cumplieron el miércoles 3 de julio, para  especificar a la Autoridad minera Nacional  las zonas declaradas como de protección y desarrollo de los recursos naturales para que sean excluidas  de las actividades mineras.  Todas estas zonas, además, deben ser incluidas dentro del catastro minero que la ANM viene actualizando y que, como anunció hace poco, debe estar listo a mediados de 2014.

Aunque todavía no se sabe  en detalle cuáles son las zonas que Minambiente va a declarar ante la Autoridad Minera como de reserva, sí  queda claro que para delimitarlas se van a seguir las prioridades especificadas en el CONPES 3680 de 2010, el Plan Nacional de Desarrollo y la ley 47 que establece la creación de las Reservas de Recursos Naturales Renovables Temporales. Esto incluye reservas hídricas importantes como la Estrella fluvial del Inírida, ecosistemas de zonas marino costeras, ecosistemas de bosque seco tropical y humedales.

Así mismo, quedó claro que grandes proyectos de este ministerio, como la ampliación del Parque Chibiriteque y la Playona Acandí, serán incluidos dentro de esta reserva.

Después de tantas dudas este es el primer triunfo del Ministerio de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible ante la amenaza  que es la minería para  la naturaleza y acalla, así sea por un tiempo, el miedo latente y generalizado que había frente a una inminente avalancha de títulos mineros en zonas de reserva. Queda por ver  qué zonas exactas van a ser protegidas y qué tan efectivo será el cumplimiento de esta nueva y esperanzadora resolución.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.