Uno de los anuncios de la campaña.

Más de 300 millones. Esta es la cifra de frutas y vegetales que son botados a la basura cada año. ¿Por qué? Por no tener la forma correcta. Algunos tiene dos “cabezas”, otros forma de U y otros más parecen estrellas de mar.

Esto ha hecho que los supermercados no logren venderlos por “feos”. Ante esta realidad, Intermarché, el tercer supermercado más grande de Francia, decidió “rehabilitar” estas frutas y verduras y volverlas a poner en sus supermercados.

La pregunta es, ¿cómo logró esta cadena que los consumidores  prefirieran estos productos a los considerados “bonitos?

Intermarché, apalancándose en que la unión europea decretó 2014 como el año contra el desperdicio de comida, ubicó estos vegetales y frutas en un pasillo especial, en un puesto de venta especial, con una línea especial para pagarlas y con el 30 por ciento de descuento.

Fue así como la campaña Les fruits & les legumes moches (las frutas y los vegetales feos en español) tuvo y sigue teniendo un éxito rotundo ya que en los primero dos días se vendieron 1.2 toneladas de frutas y verduras y el tráfico del supermercado creció en un 24 por ciento. Tanto, que se ha considerado llevarla a todos los supermercados de Francia y de Europa.

La campaña, además, ha  tenido un eco contundente en  redes sociales y en diferentes medios europeos como Le Monde, El País y The Guardian. Así, este  es un ejemplo de como una gran cadena convirtió sus productos más “feos” en los más cotizados de su negocio.

Vea algunos de los vegetales y frutas "feos":


Vea el video que explica cómo nació la campaña a continuación:

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.