Este es un modelo digital de la planta fotovoltaica de Atacama 1, 392.000 paneles captarán la energía del sol para transmitirla directamente a la red electrica.

En la comuna chilena María Elena, ubicada en la región de Antofagasta, inició esta semana la construcción de la planta fotovoltaica de Atacama 1, el mayor complejo solar de América Latina. 

La empresa española Abengoa será la encargada del proyecto del que se estima contará con la mayor radiación solar en todo el mundo, potenciada por la radiación solar recibida en el desierto de Atacama que será capturada por una planta fotovoltaica con una capacidad de 100 megavatios y por la primera planta termosolar de América Latina, cuya construcción comenzó en 2014, con 110 megavatios de capacidad y 17,5 horas de almacenamiento térmico.

La planta voltaica constará de 392.000 paneles que captarán la energía del sol para transmitirla directamente a la red. Mientras que la planta termosolar, tendrá 10.600 que concentran la radiación solar en un punto ubicado en la parte superior de una torre de 250 metros de altura. 

La radiación del sol se emplea para calentar sales fundidas que se utilizan para generar vapor con el que se alimenta una turbina de 110 Megavatios que genera electricidad limpia, así el sistema de almacenamiento térmico de sales fundidas permitirá entregar energía de forma estable durante las 24 horas del día.

La planta fotovoltaica entrará en operación a fines de 2015 y la planta termosolar durante el segundo trimestre de 2017. Y según cálculos el complejo evitará la emisión de 870.000 toneladas de dióxido de carbono al año.

Varios módulos de la planta fotovoltaíca Copero PV, cerca de Dos Hermanas, en Sevilla (España), que son iguales a los paneles de la futura planta fotovoltaica de Atacama 1.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.