El Gobierno dio luz verde a la técnica de extracción petrolera fracking (fractura hidráulica), el anuncio lo hizo el el viceministro de Minas y Energía, Orlando Cabrales, el objetivo sería en principio aumentar las reservas de gas natural del país. [Vea "El fracking llegó a Colombia]

Cabrales dijo que después de dos años se logró establecer un marco regulador para realizar la controvertida práctica de extracción en Colombia. El viceministro también señaló que las empresas interesadas empezarán a presentar solicitudes de licencias medioambientales para iniciar actividades de "fracking" el próximo año.

Ante la creciente preocupación por los efectos sobre el medio ambiente de esta forma de extracción, Cabrales dijo que el reto será asegurarse de que las medidas de seguridad se están cumpliendo para minimizar los riesgos. Sin embargo, algunos ambientalistas han señalado reiteradamente que el país no está listo para exponer las cuencas de agua a una presión como la del fracking, por esta razón varias ONGs habian pedido al gobierno una moratoria para esta actividad, algo que queda descartado con el anuncio de este lunes.


Entre las compañías que pueden estar interesadas en realizar esas actividades estarían a Exxon Mobil, Shell, Conoco Phillips y Ecopetrol, según el segundo al mando de la cartera de Minas y Energía.

El fracking en Colombia

En 2012, cuando Juan Gabriel Uribe era ministro de Medio Ambiente, la Contraloría emitió una advertencia para Minambiente y la Anla sobre los riesgos ambientales de este tipo de explotación. Aparte de ennumerar estos riesgos, el ente regulador solicitaba, por encima de todo, que si llegaba a aprobarse esta práctica en el país se hiciera siempre teniendo en cuenta el medio ambiente y sus necesidades.

Según el Ministerio de Minas y Energía, sin embargo, no hay peligro de que esto suceda en Colombia gracias a la reglamentación que expidió en marzo de 2014 para la explotación de yacimientos no convencionales.  Para Amylkar Acosta, entonces ministro de Minas y Energía, “Este ha sido el resultado de un trabajo coordinado entre las distintas instancias del Gobierno Nacional donde se partió de la base del conocimiento más avanzado para lograr un reglamento técnico que incentive a la industria, exija los mayores estándares de calidad, estimule las buenas prácticas  y proteja el medio ambiente”. A pesar de esto, la reglamentación no establece medidas claras para cuidar las aguas ni para asegurar que  la explotación se hará lejos de comunidades que puedan, como la familia Parr en Texas, presentar efectos secundarios de salud.

En la Ronda Colombia 2014, que ofreció un total de 98 bloques para explotación de hidrocarburos, 19 fueron ofrecidos para hacer fracking de petróleo y gas de esquistos o lutitas.

En este evento el viceministro de minas y energía, Orlando Cabrales, afirmó que el “sector de hidrocarburos debe seguir apalancando el desarrollo del país”. Como fruto de esta ronda el lunes 11 de agosto se sabrá cuáles son las empresas a las que serán adjudicados estos bloques para usar esta técnica. Estosin que siquiera exista todavía una política pública sólida que asegure que la explotación se hará sosteniblemente.

Segun explicó Javier Sabogal, steward de la WWF en temas políticos en Colombia, en su blog "Tío Conejo" escrito para LaSillaVacia en mayo de este año, " la principal preocupación no está relacionada con la cantidad de agua que se usa con esta práctica sino con el agua residual, es decir la que sale del proceso, que contiene contaminantes peligrosos. 

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.