| 2014/04/28

Para repensar el país

Colombia Compleja es el último libro de Julio Carrizosa Umaña. La diversidad es la característica fundamental de la obra.

Colombia Compleja, el libro de Julio Carrizosa, estará disponible como e-book en la biblioteca del Jardín Botánico José Celestino Mutis.
Colombia Compleja, el libro de Julio Carrizosa, estará disponible como e-book en la biblioteca del Jardín Botánico José Celestino Mutis.

“Un libro para entender a Colombia”, así responde Julio Carrizosa Umaña, quien es el padre, por qué no del ambientalismo en Colombia, sobre su última obra: Colombia Compleja. La verdad es que entender un país como este es difícil ya que nadie comprende estadísticas  donde somos de los países más felices del mundo, pero al mismo tiempo nos matamos desde hace más de 50 años.

Sin embargo, y como lo señaló Margarita Marino de Botero, miembro de la comisión Bruntland en 1972 y gerente del Inderena, es un libro que llama a la esperanza porque le da a los jóvenes las herramientas y el conocimiento para conocer más ese territorio que conforma a Colombia y pone su fe en que las nuevas generaciones harán bien la tarea de cuidar el planeta.

Semana Sostenible habló con Julio sobre su libro y los retos del país en educación ambiental.

Semana Sostenible: ¿Qué es Colombia Compleja?

Julio Carrizosa: Colombia compleja es un proyecto para que los estudiantes de último año de bachillerato y últimos semestres de carrera profesional  reflexionen sobre el país y lo comprendan mejor. Este trabajo se hizo desde las ideas del  pensamiento complejo, porque  el territorio colombiano es uno de los más complejos del mundo por diversas razones: clima geografía, geomorfología, biodiversidad y desafortunadamente no hemos podido desarrollar una sociedad que encuentre y maneje esa complejidad. En el libro se desarrolla varios capítulos para entender esa naturaleza compleja  que ha estado bajo el mando de una sociedad relativamente simple.

S.S: Entonces, ¿estamos  mal en educación ambiental?

J.C:
Se han desarrollado muchos proyectos de educación ambiental, pero es que comprender el país solo es posible teniendo fundamentos sobre cómo nos miramos alrededor y no se puede reducir lo ecológico o social, hay que mirar al mismo tiempo las dos cosas. El libro es un intento para tratar de que se entiendan esos problemas.

S.S: La introducción del libro habla del desasosiego que le ha dejado el país en los últimos 70 años: ¿Por qué? ¿Qué fue lo que pasó?

J.C: Regresando todo lo que yo he visto y vivido en 79 años me queda la duda de cómo fue que el país en 70 años se fue para atrás a pesar de que aparéntenme hemos mejorado en muchas cosas. Cuando yo tenía 10 años, Colombia era muy respetable, tenía  la democracia más perfecta creían lo que decíamos en el exterior.  Pero, a pesar de que se han hecho cosas extraordinarias y que hemos sobrevivido a otras tantas, hay cosas fundamentales como la corrupción y la violencia en la que hemos retrocedido y esto tiene que tiene que ver con las ideas principales que hemos impartido en la educación.

Al final del libro doy ideas sobre cómo los fundamentos de la educación se deberían tener en cuenta: lo complejo relacionado con lo humano y ecológico,  mayor nivel ético y espero que así podamos mejorar.

Semana Sostenible: ¿Por qué los colombianos no aceptan la complejidad en cualquiera de sus formas?

J.C:
La gente que ha tenido en sus manos la dirección del país está muy concentrada en las ideas que vienen de Europa y la forma como nos imaginamos en el país ha tenido unas raíces muy fuertes en el pensamiento occidental y esas raíces nos han hecho olvidar cuál ha sido la historia del país y eso nos lleva a hacer lo que ha funcionado en otros lugares acá.

La obra podrá ser obtenida de manera gratuita y digital en la biblioteca del Jardín Botánico de Bogotá en un par de semanas. 

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.