Este jueves se llevó a cabo la discusión sobre la reapertura del Parque Nacional Natural El Cocuy en la Mesa Nacional U’wa organizada en el municipio de Cubará, Boyacá. Los avances se socializarán el próximo 28 de marzo y se espera que esto permita definir las tareas necesarias para reabrir el parque que completará más de ocho meses cerrado.

Carlos Amaya Rodríguez, gobernador de Boyacá, declaró que “es alentador para Colombia que el diálogo logre acuerdos y consensos en la solución de los conflictos que se presentan. Hemos dado una demostración de que la concertación es el camino para soluciones reales a problemas que se presentan en los territorios. Estamos en el camino correcto”.

Le puede interesar: La pelea por El Cocuy

Hasta el momento se la pregunta está en cómo hacer la apertura de manera temporal para implementar el turismo sostenible en El Cocuy, para esto se deben tener en cuenta los estudios de impacto ambiental, cultural y turístico. Ante esto el equipo negociador de la Gobernación de Boyacá y Parques Nacionales Naturales de Colombia se comprometió a aunar esfuerzos para alcanzar dicho objetivo. Desde el sector público se espera que los U’wa avalen la reapertura temporal de El Cocuy para que el parque pueda recibir una gran cantidad de visitantes en Semana Santa y se reactive la economía de la región.

Hasta que no haya luz verde para reabrir el parque no se determinarán los aspectos técnicos de los estudio, ni se revisarán los detalles de cada de uno de estos. Sin embargo, se hará una inversión de 2.000 millones de pesos que se invertirán para ejecutar dichos estudios, 1.500 millones de pesos serían aportados por la Gobernación de Boyacá, mientras que los 500 millones restantes serían aportados por Parques Nacionales Naturales.

Un pelea de vieja data

Desde mitad de año del 2016, el parque nacional El cocuy está cerrado al público, los indígens quienes iniciaron los bloqueos en la zona reclaman que el turismo desaforado ha tenido un impacto negativo en los ecosistemas, “se supone que la capacidad del Zizuma (Cocuy) el año pasado era de 4.000 personas, pero Parques Nacionales autorizó la entrada de 19.000” aseguró en su momento Jimmy Aguablanca, líder de los U’wa.

Pero los indígenas no son los únicos que se oponen al turismo en la zona, un grupo de campesinos asentados alrededor de El Cocuy piden que se prohíba el turismo porque esta actividad les impide recibir el agua que los abastece.

El cierre de El Cocuy significa hasta el momento más de 15.000 millones de pesos en perdidas, o la no entrada de ese dinero al departamento, por concepto de restaurantes, hoteles y negocios que promueven actividades lúdicas y recreo deportivas. Sin embargo, hasta que no haya claridad en materia medio ambiental se ve complicada su reapertura.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.