;
AFP

¿Qué temperatura alcanzar?

“¡Si todas las naciones aplicaran el Acuerdo de París, se reduciría solamente la temperatura mundial en 0,2 ºC hasta 2100! ¡Una cantidad minúscula, minúscula!”, aseguró el jueves el presidente estadounidense al anunciar que su país abandonaba el pacto.

"¡Falso!", replican los investigadores: el mundo se dirige hacia una temperatura 4 ºC mayor a la media anterior a la revolución industrial en 2100. Las promesas de reducción de emisión de gases con efecto invernadero presentadas en París por cada país llevan esta subida a unos 3 ºC. Es decir, alrededor de 1 ºC menos (no 0,2 ºC), según los investigadores; mientras que la idea es reforzar esta ambición a lo largo de los años.

Le recomendamos: Alemania: el llamado a asumir el liderazgo climático

Desde este jueves, los investigadores del Massachussetts Institute of Technology (MIT), que la Casa Blanca citó como fuente, se afanaron en subrayar en un comunicado que sus trabajos revelaban una reducción de 0,9 ºC, y no 0,2 ºC.

La más mínima décima cuenta. Con el +1 ºC actual, el calentamiento global ya se nota: sequías, inundaciones, pérdida de los arrecifes coralinos...

En cuanto al impacto de la retirada de Estados Unidos, según la Organización Meteorológica Mundial, provocaría una subida de 0,3 ºC en el planeta con horizonte 2100, si ninguna ciudad o empresa estadounidense no compensa la medida federal (algo improbable).

¿Qué ocurrirá con la financiación?

“El Fondo Verde (de la ONU) sobre el clima le cuesta una fortuna a Estados Unidos”, declaró el inquilino de la Casa Blanca. “Tendremos que pagar (...) potencialmente decenas de miles de millones” al Fondo Verde.

Para el expresidente de la COP21 Laurent Fabius, el estadounidense dijo “cualquier cosa” al hablar de un Fondo de 100.000 millones.

De hecho, el Fondo Verde está dotado de 10.000 millones de dólares, 3.000 de los cuales fueron prometidos por Estados Unidos, que finalmente solo pagó 1.000 millones.

La cuestión de la financiación es la preocupación más importante de numerosos expertos, pues los compromisos financieros son un elemento clave del Acuerdo de París, al permitir que los países del Sur se desarrollen con energías limpias.

Le puede interesar: Qué es el Fondo Verde del Clima

En París, los países del Norte les prometieron 100.000 millones anuales a partir de 2020 a través de diferentes canales. “El problema de la financiación será muy complicado de solucionar. Habrá que compensar”, dijo Fabius.

Mientras tanto, China va abriéndose hueco y aumentando su influencia, contribuyendo cada vez más a la financiación del clima Sur-Sur.

En cuanto al apoyo de la diplomacia del clima, Estados Unidos financiaban con 4 millones de dólares (23%) la secretaría de la Convención del Clima. El jueves, la Fundación Bloomberg Philantropies propuso aportar 15 millones.

¿Efecto dominó o electroshock?

Con la salida de Washington, también cabe “temer un efecto bola de nieve, justo cuando habría que aumentar las aspiraciones”, dijo preocupado, como muchos otros, el climatólogo Jean Jouzel, pensando principalmente en Rusia. “Este anuncio podría marcar un freno. Sin embargo, cada año cuenta”.

Pues, para seguir bajo el límite de 2 ºC fijado en París, habría que dejar en tierra el 80% de las reservas de energía fósil (carbón, gas, petróleo). Al ritmo de consumo mundial actual, habría que detener esta explotación en un plazo de 20 años. “Pronto habrá que reducir las emisiones globales un 5% anual”, añadió Jouzel.

Desde hace tres años, las emisiones de gases con efecto invernadero debidas a las energías fósiles están estancadas, pero sobre todo gracias a China, a quien Trump acusó falsamente el jueves de beneficiarse de un trato diferente en el Acuerdo de París.

En cambio, las emisiones de India crecen, y las de otros países energías podrían seguir esta estela.

Aun así, los ecologistas quieren creer, al término de esta semana, que el mundo va a trabajar “codo con codo” y que esta crisis será “útil y movilizadora”.

“El Acuerdo de París nació del multilateralismo, de las ganas de encontrar una solución de cooperación a un problema mundial”, comentó el exsecretario general de la ONU, Kofi Annan, para quien “ningún país puede desmantelarlo por sí mismo”.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.