Entre las especies incautadas están: pez cirujano (izquierda), pez payaso (centro) y pez cardenal (derecha)

Las redes sociales estallaron en comentarios desde que varias personas alertaron acerca de un pequeño tiburón bambú que permanecía encerrado en un frasco dentro de un acuario del centro comercial Atlantis. El asunto tomó mayores proporciones cuando este lunes la Secretaría Distrital de Ambiente y la Policía judicial realizaron un operativo en el establecimiento y no encontraron al animal, pero sí otras 40 especies exóticas, que fueron incautadas por tenencia ilegal y exhibición de fauna silvestre.

Los animales fueron llevados al Centro de Recepción y Rehabilitación de Flora y Fauna Silvestre, donde veterinarios, biólogos y zootecnistas implementarán los protocolos pertinentes para determinar las condiciones de ingreso.

Entre las especies recuperadas hay peces tales como Cirujanos, Payasos, Cardenal, Mandarín o Dragón (procedente de Indonesia), así como Camarones limpiadores, corales, anémonas, cangrejos y una estrella de mar. Además, se encontró un aproximado de 50 kilogramos de coral muerto.

Aunque el hecho de tener fauna silvestre de manera ilegal en un reconocido centro comercial causó indignación, quizás es poco lo que se sabe sobre estas especies. Semana Sostenible le presenta un pequeño “perfil” de estos animales.

Tiburón bambú:

Es un pez que en su fase adulta puede medir entre 60 centímetros  y un metro de longitud. Por lo general se encuentra en las aguas del océano Índico y del oeste del Pacífico. El tiburón bambú presenta dos aletas dorsales sin espinas y una anal, además cinco hendiduras branquiales y una cola que es más larga que su cabeza y cuerpo juntos.

En términos generales este tiburón es prácticamente inofensivo e inactivo, se alimenta de pequeños peces y suele vivir en las aguas profundas, de ahí que un acuario no sea precisamente su hábitat ideal.

Pez payaso:

Una de sus características más curiosas es que puede cambiar de sexo según sus necesidades y puede viajar hasta 400 kilómetros en busca de hogar. A simple vista se distingue por poseer una llamativa combinación de color naranja con bandas blancas, mientras que los bordes son de color negro. Esta es una de las razones por las que es apetecido en los acuarios.

Este pez rara vez supera los 11 centímetros y su tamaño se relaciona con el nivel de jerarquía que tenga en el cardumen. La hembra suele ser la más grande. La mucosa que tienen en su piel hace que a pesar de estar en contacto directo con las anémonas (parientes cercanas del coral y la medusa, que pasan la mayor parte del tiempo fijadas a las rocas del fondo marino o en arrecifes de coral), no sufra las consecuencias de su veneno.

Esa es otra de las características llamativas del pez payaso, ya que realiza una complicada danza con la anémona antes de que ella se instale en su cuerpo. Ambos mantienen una relación de mutuo beneficio,  a cambio de protección contra depredadores y sobras de comida, el pez payaso mantiene alejados a los intrusos y acicala a la anémona, limpiándola de parásitos.

Pez cardenal:

Son peces nocturnos y pacíficos que pueden vivir en grupos de hasta 60 ejemplares. Buscan refugio en los arrecifes y entre las púas del erizo Diadema Setosum. Sus ojos son grandes para poder descubrir a sus presas en la oscuridad. Su gran demanda como pez ornamental llevó a que casi se extinguiera en sus hábitats naturales.  Este pez cardenal es conocido como de Banggai  y es llamado así porque es endémico de las Islas Banggai (Indonesia), donde viven en aguas muy superficiales, entre 1 y 5 metros de profundidad.

Pez cirujano:

Es uno de los peces favoritos en los acuarios  y recibe el sobrenombre de pez cirujano por la espina extraíble que tiene en cada uno de los dos lados del nacimiento de su aleta caudal. Su color azul intenso con dos rayas negras lo hacen bastante llamativo, al igual que el amarillo de su cola. En su hábitat natural puede alcanzarlos 30 centímetros mientras que en cautiverio raramente supera los 15.

Este pez es reconocido por la película buscando a Nemo y Buscando a Dory, donde precisamente Dory es un pez cirujano y Nemo un pez payaso.

Pez mandarín o dragón:

Es una especie de pez colorido que habita en las aguas cálidas del Océano Pacífico. Mide entre 6 y 8 centímetros máximo. El origen de su nombre común proviene de su físico, ya que sus colores recuerdan las túnicas de los oficiales imperiales chinos.

Camarón limpiador:

Este invertebrado es omnívoro y se alimenta especialmente de parásitos y tejidos muertos. Su presencia en los arrecifes de coral es muy importante ya que muchas especies de peces acuden a él para desparasitarse. Algunas especies permiten incluso que el camarón entre a sus bocas para limpiarlas y no lo devoran debido al beneficio que les brinda.

Por lo general es de color naranja con una banda roja y una blanca más delgada en el dorso. Presenta puntos blancos en la cola y  tres pares de antenas blancas. Puede medir hasta 6 centímetros y vivir hasta 3 años.

Estrella de mar:

Con este nombre se conoce a los invertebrados que pertenecen a la clase asteroidea. Existen alrededor de 2.000 especies de estrellas de mar en todo el mundo. Entre las curiosidades de este animal están el no tener cerebro ni sangre.

Poseen la capacidad de regenerar sus miembros o su cuerpo entero, y como si fuera poco cada uno de los brazos arrancados puede  formar nuevas estrellas ya que la mayoría de los órganos se encuentran ahí. La mayoría de las especies miden de 12 a 24 centímetros y están distribuidas en todos los océanos, tanto en ambientes fríos como tropicales.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.