La polémica desatada por el anuncio del Gobierno de construir una subestación naval en la isla de Gorgona sigue latente. Al cruce de declaraciones entre ambientalistas y oficiales de la Armada Nacional, en el que ha intervenido la Procuraduría delegada para asuntos ambientales, Parques Nacionales y la Agencia Nacional de Licencias Ambientales, se le suma una nueva carta dirigida al presidente Juan Manuel Santos en la que le piden que fije una posición clara al respecto.

En contexto: La polémica por la estación de guardacostas en Isla Gorgona

Los autores son los miembros del Comité Científico del Parque Nacional Natural Gorgona, un grupo de académicos de universidades como la del Valle, la Nacional, la Javeriana, los Andes y de organizaciones como la fundación Malpelo y WWF, entre otras, quienes en un tono vehemente se declaran sorprendidos por el silencio del presidente Santos en un candente debate que mezcla las necesidades de seguridad nacional con la conservación de uno de los ecosistemas más exuberantes del país.

Según los remitentes, es extraño que ante una primera carta enviada por ellos al presidente, la respuesta hubiera llegado de parte del comando de la Armada Nacional a través de un mensaje "lleno de desinformación que en ningún momento responde a los cuestionamientos que realizamos en nuestra comunicación. Aún más asombroso es que quien contesta en su nombre, sea la entidad que actúa como juez y parte", reclaman en el primer párrafo de la misiva.

Le puede interesar: Comité Científico de Gorgona pide al Gobierno una posición "clara y responsable"

Así mismo, resienten que ninguna de las recomendaciones hechas por ellos, ni por la Academia de Ciencias e incluso Invemar haya sido tenida en cuenta por la Armada para ajustar el estudio de impacto ambiental de la obra que se planea. Esto a pesar de que la propia Anla, que otorgó licencia ambiental al proyecto en 2015, le ordenó a esa institución que completara los estudios de caracterización básica en los sitios donde se hará el muelle, la casa y la instalación de la antena; así como la identificación de los impactos ambientales y las compensaciones correspondientes.
Al contrario, oficiales de la Armada se han referido en términos desobligantes a las posturas de los académicos y de los científicos. Así lo muestra una entrevista publicada por Semana Sostenible al contraalmirante Andrés Vásquez, en donde este afirma que "en los informes que ha sacado el Comité Técnico Científico no hay ni una sola cifra, todos son argumentos sostenidos de nada. La afectación ambiental sería mínima".

Le recomendamos: "Los argumentos del Comité Científico están sostenidos de nada"

Pero los miembros del Comité piensan todo lo contrario. De hecho en la carta que le dirigen a Santos se reafirman en sus críticas al proyecto. Aunque enfatizan que preferirían que "dejaran a Gorgona tranquila como lo que es y se destaca mundialmente", cualquier intervención que se haga debe minimizar los impactos ambientales sobre este frágil ecosistema marino.

Por eso, se oponen a la instalación de "un radar que requiera para su operación combustibles fósiles en la isla y que afecte la fauna y la flora". También dicen que aunque la construcción de un muelle es necesaria, este no se puede ubicar por ninguna razón en donde la Armada pretende: "justo en el arrecife coralino más conservado del Pacífico colombiano".

Finalmente, se refieren a la noticia que reportó Semana Sostenible en agosto pasado en la que se mostró que la embajada de Estados Unidos en Colombia está financiando los estudios ambientales para determinar las compensaciones por la construcción de la subestación naval. "Es claramente una aceptación de que los estudios presentados por la Armada Nacional eran insuficientes, como lo pusimos claramente de presente en su momento. Además, es un acto poco normal en un país que respete y valore su soberanía", concluyen.

Le recomendamos: ¿Por qué Estados Unidos financia estudios ambientales para la base de Gorgona?

Vea la carta completa acá:

8 de octubre de 2017

Carta abierta al Sr. Presidente de la República de Colombia
Dr. Juan Manuel Santos Calderón


ASUNTO: Re: RESPUESTA PQRSD 50180 (Construcción de sub-estación de Guardacostas en el Parque Nacional Natural Gorgona, sin respuesta)

Excelentísimo Señor Presidente Santos,

Nuevamente, los miembros del Comité Científico del Parque Nacional Natural Gorgona le dirigimos una carta abierta el 20 de junio de 2017, la cual fue hecha pública por la revista Semana Sostenible. Nos sorprende mucho que, en lugar de su respuesta, recibiéramos una comunicación por parte del comando de la Armada Nacional llena de desinformación que en ningún momento responde a los cuestionamientos que realizamos en nuestra comunicación. Aún más asombroso es que quién contesta en su nombre, sea la entidad que actúa como juez y parte. Seguimos a la espera de conocer la posición del mandatario de la República sobre la Construcción de la sub-estación de Guardacostas en el Parque Nacional Natural Gorgona.

Con respecto a la respuesta que se nos dio de la Armada Nacional, encontramos evidente que es una institución que nos impone un conflicto de intereses al suponer que por haber participado en expediciones y eventos académicos organizados por la Armada Nacional y la Comisión Colombiana del Océano-CCO, debamos avalar el proyecto de Construcción de sub-estación de Guardacostas en el Parque Nacional Natural Gorgona. Así como coincidimos con la respuesta de la Armada que la isla Gorgona es de todos, igualmente son los buques y los insumos necesarios para realizar las expediciones y los eventos académicos. Somos una comunidad de científicos marinos pequeña, en desarrollo, y muchos participamos de los mismos comités, expediciones y eventos. Pensamos que, entrando en un escenario de postconflicto, quisiéramos que todos los buques de color blanco (e.g., Providencia, Malpelo y Roncador) sean dedicados por fin a lo que deben dedicarse para poder ser nosotros cada vez más protagonistas de todas las actividades científicas que se puedan hacer con esas plataformas de la Nación. Siendo Colombia un país en desarrollo, no tenemos la suerte de las naciones desarrolladas donde sus flotas oceanográficas son instituciones administradas por la sociedad civil con una productividad científica asombrosa (e.g., NOAA en EEUU, IFREMER, Francia, CSIRO, Australia, NIWA en Nueva Zelanda, etc.). Aunque este no es el tema bajo discusión, consideramos que, así como la Armada exige una serie de requisitos de índole militar para participar en expediciones (p.ej., prueba del polígrafo y uniforme) también exigimos que estas colaboraciones sigan un código de ética acorde con la participación de científicos civiles y que quede claro que involucrarnos no es un favor que nos impone un conflicto de intereses que va en contra de nuestra integridad y ética. Exigir que apoyemos la construcción de sub-estación de Guardacostas en el Parque Nacional Natural Gorgona con falta de estudios, generando impactos irreparables sobre los ecosistemas marinos y costeros, por el solo hecho de haber realizado expediciones y eventos conjuntamente, no es aceptable desde ningún punto de vista.

De todo este proceso, nos ha llamado particularmente la atención de que en ausencia de un estudio de impacto ambiental, ni la más mínima recomendación realizada por el Comité Científico del Parque, e instituciones tan serias como la Academia de Ciencias, Universidades, el Invemar, haya sido tenido en cuenta por la Armada Nacional para un posible replanteamiento del proyecto. Seguimos en total desacuerdo sobre la instalación de un radar que requiera para su operación combustibles fósiles en la isla y que afecte la fauna y la flora. Asimismo, en un parque nacional natural como lo es la isla Gorgona no se deben talar bosques para construir más edificaciones o accesos dado que para esto habría ya varias casas que se podrían adecuar en el Poblado, empezando por la zona de Patrulla de Playa. Por otra parte es claro que Gorgona necesita un muelle, pero hemos advertido que no debe estar en el sitio donde lo se quiere hacer, justo en el arrecife coralino más conservado del Pacífico colombiano, además de que debería ser un muelle para todos (diseñado y pensado para todos, por ejemplo en la zona del Poblado).

No obstante, preferiríamos que dejaran a Gorgona tranquila como lo que es y se destaca mundialmente: un área para la protección de nuestro patrimonio natural, galardonado universalmente como ejemplo de Colombia en materia de conservación marina por la UICN, máxima entidad internacional de protección de entornos naturales. Una solución a todo este problema radicaría en que la Armada identifique otro lugar en la extensa costa Pacífica colombiana, con 1300 km de longitud, para ubicar su proyecto y respetar así la integridad del PNN Gorgona, que es un símbolo y valioso patrimonio natural de todos los colombianos y un factor de seguridad nacional al contribuir a generar una oferta saludable de bienes y servicios ecosistémicos.

Finalmente, el hecho de que la Embajada de los Estados Unidos haya abierto una convocatoria pública para contratar los estudios de impacto ambiental faltantes para la construcción de sub-estación de Guardacostas en el Parque Nacional Natural Gorgona, es claramente una aceptación de que los estudios presentados por la Armada Nacional eran insuficientes, como lo pusimos claramente de presente en su momento. Además, es un acto poco normal en un país que respete y valore su soberanía.

Cordial y respetuosamente,


Comité Técnico Científico del Parque Nacional Natural Gorgona

Edgardo Londoño Universidad del Valle edgardo.londono@correounivalle.edu.co
Fernando Zapata Universidad del Valle fernando.zapata@correounivalle.edu.co
Alan Giraldo Universidad del Valle alan.giraldo@correounivalle.edu.co
Oscar Murillo Universidad del Valle oscar.murillo@correounivalle.edu.co
Alba marina Torres Universidad del Valle alba.torres@correounivalle.edu.co
Raul Sedano Universidad del Valle raul.sedano@correounivalle.edu.co
Ranulfo Gonzalez Universidad del Valle ranulfo.gonzalez@correounivalle.edu.co
James Montoya Universidad del Valle james.montoya@correounivalle.edu.co
Wilmar Bolivar Universidad del Valle wilmar.bolivar@correounivalle.edu.co
Jaime Cantera Universidad del Valle jaime.cantera@correounivalle.edu.co
Jose Tavera Universidad del Valle jose.tavera@correounivalle.edu.co
Mateo Lopez Universidad Javeriana de Cali malov@javerianacali.edu.co
Luis Fernando Castillo Asociacion Calidris lfcastillo7@hotmail.com
Asociacion calidris Asociacion Calidris calidris@calidris.org.co
Lilian Florez Fundacion Yubarta lilian.florezgonzalez@gmail.com
Fundacion Yubarta Fundacion Yubarta fundacion.yubarta@gmail.com
Andres Osorio Universidad Nacional de Medellin afosorioar@unal.edu.co
Andres Navia Fundacion Squalus anavia@squalus.org
Julio Cesar Herrera Investigador independiente juliocesar.herreracarmona@gmail.com
Luis Zapata Programa marino - Fondo Mundial para la naturaleza -WWF lazapata@wwf.org.co
Maria Caludia Diazgranados Conservacion Internacional - CI mdiazgranados@conservation.org
Juan Armando Sanchez Universidad de los Andes juansanc@uniandes.edu.co
Raul Navas Invemar raul.navas@invemar.org.co
Julan Caicedo Investigador independiente julian_1@hotmail.com
Invemar Invemar francisco.arias@invemar.org.co
Sandra bessudo Fundacion Malpelo sbessudo@fundacionmalpelo.org
Carlos Muñoz Fundacion Ecomares munozcarlosg@gmail.com
Diego Amorocho Coordinador programa especies - Fondo Mundial para la naturaleza- WWF dfamorocho@wwf.org.co
Juan Felipe Blanco Universidad de Antioquia juan.blanco@udea.edu.co
Juan Felipe Lazarus Investigador independiente jflazarus@gmail.com
Hermann bermudez Paleoexplorer - Geologos- Investigador independiente hdbermudez@yahoo.com

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.