Jeremy HARBECK / NASA / AFP
;
AFP

El nivel de los océanos aumentaba en 2014 un 50% más rápido que en 1993, siendo el deshielo del casquete glaciar de Groenlandia la causa del 25% de este incremento, frente al 5% hace 20 años, según un estudio publicado el lunes.

En 2014, el nivel de los océanos aumentaba aproximadamente 3,3 mm/año contra 2,2 mm/año en 1993, precisan los investigadores en la revista Nature Climate Change.

Le recomendamos: 10 cosas increíbles que provocará el cambio climático

“Estas conclusiones son importantes” porque el GIEC (autoridad científica de referencia sobre el clima) “hace una proyección muy prudente de la subida del nivel del mar antes del fin del siglo, de 60 a 90 centímetros”, explicó Peter Wadhams, profesor de física de los océanos de la Universidad de Oxford, que no participó en el estudio.

Esta estimación, añadió, supone que la velocidad a la que se incrementa el nivel de los océanos permanecerá estable.

“Hay no obstante pruebas convincentes - entre ellas la aceleración del deshielo de Groenlandia y de la Antártida - de que esta velocidad está de hecho aumentando, aumentando de manera exponencial”, precisó.

Solo Groenlandia contiene suficiente agua congelada para hacer subir el nivel de los océanos unos siete metros.

“La mayoría de los científicos creen actualmente que el aumento total superará con creces el metro antes del fin del siglo”, según Wadhams.

Le puede interesar: Hielo en los polos disminuye a mínimos récord

Al principio de los años 1990, la mitad del aumento se explicaba por la dilatación debido al calentamiento, frente al 30% 20 años más tarde, según los investigadores. Groenlandia contribuye a esta subida actualmente con 25% contra el 5% hace dos décadas. 

Además, este nuevo estudio reconcilia por primera vez los resultados de dos métodos diferentes para medir el nivel del mar.

El primer sistema consiste en examinar la contribución a este aumento de tres elementos: la dilatación del océano debido al calentamiento climático, las modificaciones de la cantidad de agua almacenada en la tierra y el deshielo procedente de los glaciares y del casquete glaciar en Groenlandia y la Antártida.

El segundo método, la altimetría por satélite, consiste en medir la distancia entre un satélite y la superficie del mar.

Hasta ahora, los datos suministrados por la altimetría por satélite mostraban pocos cambios en estos últimos 20 años.

Los investigadores “corrigieron un sesgo, pequeño pero importante, en los datos por satélite de la primera década”, explicó a la AFP Xuebin Zhang, profesor en el National Laboratory of Marine Science and Technology en Qindao (China).

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.