Tití cabeciblanco - Saguinus oedipus. (Foto: Sam Shanee / NPC)

La semana pasada el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) dio a conocer el aumento de la deforestación en nuestro país, donde solo entre 2015 y 2016 dicha problemática escaló a un preocupante 44%. 178.597 hectáreas de bosque se perdieron el año inmediatamente anterior, pero más allá de la cifra detrás de esta se esconde una grave afectación a la flora y fauna. Por esta razón el Programa Evaluación y Monitoreo de la Biodiversidad del Instituto Humboldt hizo una estimación de las especies de flora y fauna que podrían estar presentes en regiones reconocidas como núcleos de deforestación.

En las zonas más afectadas por la problemática habitan cerca de 2.697 especies (503 animales y 2.194 plantas). Según las estimaciones de estas especies 31 se encuentran en vía de extinción: 5 en la categoría Peligro Crítico (CR), 6 en Peligro (EN) y 20 Vulnerables (VU), esto según la clasificación de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). Asimismo, otro de los hallazagos del programa fue que los núcleos de deforestación coinciden con la distribución de 106 especies endémicas de Colombia, una situación que es crítica en Meta y Chocó, donde se concentran respectivamente 16 y 81 especies solo presentes en el país.

Entre las especies de plantas preocupan las de baja densidad poblacional y que son árboles maderables que constituyen el bosque tales son los casos del abarco (Cariniana pyriformis), el almendro (Dipteryx oleífera), los laureles almanegra (Magnolia spp.), el comino (Aniba perutilis) y los cedros (Cedrela spp.).

Por regiones, en los núcleos de deforestación de la Amazonia occidental (Caquetá, Guaviare y occidente del Meta) se destacan como vulnerables especies de anfibios, entre ellos, las ranas arborícola (Boana nympha) y la venenosa (Ameerega hahneli), las cuales dependen de cobertura boscosa. Mientras que los mamíferos la situación más crítica la presentan los primates tití del Caquetá (Callicebus caquetensis), descritos recientemente y restringidos a una pequeña zona de esta región, y el mono churuco colombiano (Lagothrix lugens).

En el núcleo de deforestación que afecta las estribaciones del Parque Nacional Natural Paramillo, en el sur de Córdoba, preocupan los anfibios rana marsupial (Hemiphractus fasciatus) y rana de cristal (Nymphargus chami). Del mismo modo, las aves más afectadas serían el paujil piquiazul (Crax alberti), que registra bajas densidades poblacionales y una distribución cada vez más reducida; el águila arpía (Harpia harpyja) y el águila crestada (Morphnus guianensis), y la guacamaya verde (Ara ambiguus). Y entre los mamíferos corren peligro la danta o tapir (Tapirus bairdii), y el tití cabeciblanco (Saguinus oedipus) el mamífero más emblemático y en peligro crítico por la pérdida de bosque y el tráfico de fauna. Entre las plantas, y por fuera de los árboles maderables, la situación puede ser crítica para la palma Reinhardtia koschnyana.

Por su parte en el núcleo de deforestación del sur del Chocó, estrían en riesgo la rana dorada (Phyllobates bicolor) y las aves paujil chocoano (Crax rubra), gavilán plomizo (Cryptoleucopteryx plúmbea) y el mochilero del Baudó (Psarocolius cassini), un ave rara, en peligro y endémica de este departamento. También, el bobito (Bucco noanamae), una especie endémica de Colombia y restringida al Chocó y al Urabá antioqueño.

Finalmente, en el núcleo Catatumbo (Norte de Santander) sobresalen la rana marsupial (Cryptobatrachus conditus), de las microcuencas del piedemonte del Catatumbo, y el paujil moquiamarillo (Crax daubentoni), un pavón que ha perdido la mayor parte de su hábitat en Colombia y que además es objeto de cacería.

Número de especies de fauna y flora registrado en cada núcleo de deforestación

Núcleo

Animales

Plantas

Total

1. Amazonía: ríos Yarí-Caguán, Caquetá

141

46

187

2. Amazonia: noroeste de Guaviare (Marginal de la Selva)

1

269

270

3. Catatumbo, Norte de Santander

7

154

161

4. Amazonía: Guaviare central (El Retorno-Calamar)

3

150

153

5. Amazonia: nororiente de Guaviare

10

76

86

6. Amazonia: Macarena, occidente del Meta

89

337

426
 

7. Paramillo-Urabá, sur de Córdoba

38

168

206

8. Pacífico: sur de Chocó (sector del río Quito)

214

994

1.208

Total

503

2.194

2.697

Ante la preocupante situación, el Instituto Humboldt reitera la necesidad de acelerar los procesos de obtención de información biológica en campo, además de la consolidación y análisis de estos datos para determinar a tiempo las consecuencias de la deforestación en la biodiversidad.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.