El presidente Juan Manuel Santos anunció este martes la apertura del Fondo Colombia Sostenible con una cifra prevista de 210 millones de dólares para los próximos tres años. Según el mandatario, este es un hecho histórico y con él se protocoliza el fondo que se anunció en diciembre de 2015 durante la COP 21 de París, que además forma parte del gran Fondo Colombia en Paz.

Además de Colombia Sostenible, en el gran Fondo Colombia En Paz se integran un fondo que se creó con la ONU, otro con el Banco Mundial para temas de energía e infraestructura y otro con la Unión Europea principalmente para desarrollo rural.

“Buscamos maximizar los dividendos ambientales de la paz. Queremos reversar y reparar el daño ambiental del conflicto. El 75% de la deforestación ocurre en zonas afectadas por el conflicto”, aseguró Santos.

El Fondo busca ser una ayuda en múltiples problemáticas, entre ellas la minería ilegal y los cultivos ilícitos. Además, pretende promover la conservación y uso sostenible de la biodiversidad colombiana, así como cerrar la frontera agropecuaria y hacer uso adecuado de los suelos. “Nuestra producción no suele ser amigable con el medioambiente cuando este es uno de nuestros principales activos”, asevera el mandatario.

Colombia Sostenible ayudará a generar capacidades en lo local, con un capital humano que permita desarrollar esas zonas y cumplir con el compromiso de disminuir en 20% las emisiones del país en el 2030.

El presidente también recordó que Colombia va por buen camino en materia de deforestación pero reconoció que aún falta mucho por hacer. “Hemos reducido en 56% la deforestación entre 2010 y 2016. Nuestro objetivo es llegar a cero deforestación y a una conciencia de reforestación”.

Según Santos, el hecho de que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) administre los recursos del fondo brinda una garantía de transparencia. Serán 210 millones de dólares en los primeros tres años, de los cuales 100 provienen de un préstamo del BID a Colombia y 110 en aportes internacionales. Allí están, por ejemplo, los aportes de países como Alemania, Noruega y Reino Unido quienes garantizarán su colaboración basándose en los resultados que observen del proceso de posconflicto.

Más adelante se esperan los aportes de Francia, Italia, Japón, Suecia, Suiza, Estados Unidos, entre otros, con lo que se espera contar con al menos 500 millones de dólares en cinco años.

El presidente del BID, Luis Alberto Moreno, enfatizó la importancia de buscar la paz con la naturaleza. La mayoría de los recursos provendrá de los aportes que la comunidad internacional quiera poner en Colombia, uno de los más grandes retenedores de CO2 en sus bosques. “Son pocos los países que están pensando a largo plazo. Es momento de pensar cómo avanzar como sociedad. Por eso, cualquier colombiano podrá sacar su celular y saber cómo se están usando esos recursos y cómo contribuyen de manera contundente a que vivamos en una sociedad sin conflicto”, puntualizó Moreno.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.