Trond Larsen, director de la investigación.

Insectos como un escarabajo rojo de menos de tres milímetros y una rana color chocolate son algunos de los sesenta especímenes descubiertos por el grupo de científicos que, en 2012, viajó por tres semanas a la región sureste del país  que, han dicho, “básicamente no  ha tenido influencia humana”.

Enviados por Conservación Internacional, encontraron 11 peces, una serpiente y seis sapos antes desconocidos. De estas cifras la que más sorprendió a los investigadores fue la referente a sapos ya que la tendencia mundial es que estos anfibios están desapareciendo.

Para llegar al lugar los examinadores tuvieron que viajar primero en avión, luego en helicóptero y finalmente en bote y a pie, siempre ayudados por 30 indígenas de las comunidades de la zona.

Hubo, sin embargo, otro descubrimiento que impactó al grupo y fue encontrar mercurio por encima del nivel  de consumo saludable para los seres humanos a pesar de no haber minas cerca. La conclusión fue que el mercurio llegó al suelo  a través del aire lo que muestra  que, así sea a varios kilómetros de distancia, incluso al otro lado del mismo país,  el impacto humano está dejando una huella imborrable en el planeta.

A continuación imágenes de algunos de los insectos, peces y sapos encontrados:

Sapo chocolate. Foto: Stuart V. Nielsen.


Sapo chocolate de perfil. Foto: Piotr Naskreck.

Escarabajo color rubí. Foto: Trond Larsen.

Sapo venenoso. Foto: Trond Larsen.


Escarabajo de agua. Foto: Andrew Short.





Pez León. Foto: Sandra J. Raredon, Smithsonian.

Nuevo tipo de saltamontes. Foto: Trond Larsen.

Sapo de árbol. Foto: Stuart V. Nielsen.

Mapa del sureste de Surinam mostrando la importancia de los servicios ecosistémios para las comunidades con colores del verde al rojo:


¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.