Café.

La Fundación Leo Espinosa (Funleo), el Programa para Afrodescendientes e Indígenas de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid) y Café Devotion, lanzan el primer café afrocolombiano.

Una comunidad afro descendiente, asentada en la vereda del Guamal, en Supía, departamento de Caldas, produce desde hace más de 15 años un café orgánico, de sombra, sostenible y de calidad especial. Esta población, de 800 personas descendientes de cimarrones asentados desde la época de la colonia, deriva su sustento de la producción cafetera.

Nelson Vargas, gerente de calidades de Café Devotion, afirma que “al probar el café nos sorprendimos por su altísima calidad. Sin duda alguna, la naturaleza es sabor, sin ella el café sería insípido, y nuestro futuro ecológico incierto”.

El “Café Guamal-Caldas” fue presentado en Bogotá, en el restaurante Leo Cocina y Cava, bajo el lema “Gastronomía para el desarrollo”, acompañado de una muestra cultural representativa de la región pacífica.

 

El 5 por ciento de las ventas de este café será destinado a Funleo, con el objeto de  promocionar la cultura alimentaria y resaltar el potencial de la diversidad biológica y cultural de Colombia. 

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.