Cargando...
¿Felicidad embotellada?

¿Felicidad embotellada?

El principio de satisfacción y bienestar se transformó en la imposibilidad de saciarnos, en la idea de un crecimiento ilimitado. Las empresas se lo creyeron y empezaron a tratar de crear la demanda, no simplemente satisfacerla.

La defensa de los otros niños

La defensa de los otros niños

Somos hipócritas cuando nos escandalizamos (con razón) por un niño que trabaja explotado en una fábrica y dejamos de comprar productos que usan mano de obra infantil, pero eso si votamos para que un niño de 12 años gane un reality.

¿Para dónde vamos y para dónde iremos?

¿Para dónde vamos y para dónde iremos?

No se puede ahora poner cara de desconcierto y acusar a media humanidad de radical e ignorante. Las mayorías están diciendo que algo no se va haciendo de la forma adecuada con la inclusión y claridad suficiente.

¿Estará en crisis la obsolescencia programada?

¿Estará en crisis la obsolescencia programada?

La llamada obsolescencia programada ha sido identificada como el motor de la aceleración del consumo ilimitado de lo innecesario.

Falacias

Falacias

Es necesario para un desarrollo sostenible contar con individuos más hábiles para recibir y procesar la información, que no crean en todo lo que oyen y ven.

Sobre bolsas plásticas…

Sobre bolsas plásticas…

No es viable gastar recursos públicos en costosas campañas que no parecen fundamentadas en estudios de comportamiento y que por lo tanto darán dudosos resultados.

¿Bajarse del carro?

¿Bajarse del carro?

Uno de los ámbitos de consumo que más atención recibe por su impacto en la sostenibilidad ambiental es el transporte.

El sí y el no

El sí y el no

Así suene contraintuitivo, preguntar simplemente por sí o no permite que cada uno valore sus creencias, afectos, miedos y opiniones en la forma que mejor represente sus preferencias reales maximizando la libertad de opinión personal.

Materialismo sostenible

Materialismo sostenible

No podemos satanizar el materialismo. Es parte de nuestra naturaleza, como extensión de nuestra identidad y de nuestros sueños.

Felicidad y consumo sostenible

Felicidad y consumo sostenible

El sujeto económico del siglo XXI se presenta más humano y cargado de contradicciones, reconciliando su afán individual con sentimientos y acciones pro-sociales.