Archivo SEMANA

La imagen de las mujeres y de las orientaciones sexuales diversas, lesbianas, gays, bisexuales, transgéneristas, transexuales e íntersexuales (LGBTI) ha correspondido a una cultura donde el poder del hombre se ha ejercido a través de la construcción de una imagen dominante.

La representación ha sido errónea tanto en cantidad como en contenidos; tanto en entretenimiento como en noticias. En cantidad siendo las personas LGBTI totalmente invisibles. En escasos contenidos siendo caricaturas, sin desarrollo humano en profundidad y reducidos a personajes cuya orientación sexual solo sirve al guión como objeto de burla. En reportajes noticiosos se utiliza la orientación sexual como palanca del titular, como curiosidad violenta y amarillista.

A menudo encontramos artículos y reportajes refiriéndose al “homosexualismo” y no a la homosexualidad. El sufijo –ismo ha sido utilizado en medicina para hablar de un 'proceso', se usó en patología antigüamente, por eso adoptó el sentido de 'proceso patológico'. Al atribuir condición patológica al desarrollo de la sexualidad se carga inmediatamente con prejuicios que perjudican el concepto.

Además no solo las mujeres y los sectores LGBTI tienen una representación inadecuada en los medios, también es conflictivo para muchos hombres identificarse con aquellos tratamientos machistas.

Los medios de comunicación son la principal ventana para que las personas tengan una visión ampliada de la sociedad. Son la plataforma natural de contenidos para la transformación de la visión del género, contribuyen a ampliarlo y en ese sentido jalonan el pensamiento, entablando y manteniendo un diálogo con el resto de la sociedad, creando tejido social.

El paulatino aumento de visibilidad permite constatar que a estos sectores de la población se les está mirando de otra forma hoy día, se está posicionando el género con un enfoque diferente. La controversia por la reivindicación de los derechos de sectores injustamente tratados como inferiores, enfermos o defectuosos los ha puesto en la mira de los medios de comunicación cualquiera que sea su línea editorial.

La internet y la televisión pública han abierto puertas para fomentar el empoderamiento de estos sectores sociales, creando contenidos representativos de sus intereses, ojalá a largo plazo y con enfoque de género diverso para contribuir al reconocimiento de una ciudadanía plena. La diversidad, la dignidad, la solidaridad son algunos de los valores que hacen que tanto la sociedad como los medios de comunicación se consoliden y avancen.

En términos generales los medios de comunicación tienen un enorme reto en la consolidación de una sociedad donde cada persona encuentre el espacio para expresarse y desarrollar libremente su orientación de género. La pregunta es ¿cuál es el rol de los medios de comunicación en la construcción de la identidad?

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.