*Cofundadora y socia de Value4Chain @claudia_patino

El pasado miércoles 6 de mayo se llevó a cabo en Oslo, Noruega, en el Summit de Business for Peace 2015, una mesa redonda que tuvo como objetivo generar un debate y realizar propuestas frente al concepto de la creación de empresas con un sentido de sostenibilidad, como concepto amplio que involucra temas sociales, ambientales y económicos, para ser generadoras de creación de valor.  Asimismo logró analizarse lo que está pasando en la actualidad al respecto de éstos temas. 

En este evento participaron representantes de grandes compañías que hacen parte de las empresas aliadas a la Fundación Business for Peace. 

Entre las diferentes charlas que se realizaron durante el Summit, Dilmah Tea, una empresa familiar de té, compartió su alto compromiso con la sociedad y la filosofía que han tenido desde la creación de su compañía. Es así como han creado una fundación que busca beneficiar personas desfavorecidas de Sri Lanka, país del sureste de Asia de donde es originaria la empresa.  Entre los programas que llevan a cabo se apoya el acceso a educación superior y la atención a mujeres de comunidades en situación de riesgo, así como a personas en libertad condicional, entre otros. 

Adicionalmente, a través de Dilmah Conservation cuentan con un programa de conservación de la biodiversidad de la isla Sri Lanka, con resultados importantes como el descubrimiento de una nueva especie de rana, a través de un proyecto que buscaba documentar la diversidad de reptiles y anfibios en Sri Lanka.

Otra de las empresas que presentó su caso fue Unilever, que cuenta con el Plan de Vida Sustentable, el cual tiene como visión ampliar el tamaño de la empresa pero reduciendo simultáneamente la huella ambiental y aumentando el impacto social. Unilever tiene indicadores objetivos para el 2020, algunos de ellos son el mejoramiento de salud a través del aumento en el portafolio de productos con altos niveles de nutrición, la reducción de los gases de invernadero, el consumo de agua eficiente y la generación de oportunidades para empoderar a cerca de cinco millones de mujeres, entre otros.  

Una vez compartidas las experiencias y tras haber escuchado los diferentes debates en torno a temas sobre la visión de la sostenibilidad desde los negocios como una oportunidad, así como la relevancia de estos temas para inversionistas, es posible resumir los retos de las compañías que quieren generar oportunidad en cinco grandes aspectos.

1. Cadena de valor

La posibilidad de generar alianzas a largo plazo con toda la cadena de valor, las cuales pueden iniciar con la cadena de suministro, a través del intercambio de conocimiento, del apoyo en el fortalecimiento y el mejoramiento de las prácticas de sostenibilidad y de la gestión en general. Este tema es cada vez más relevante teniendo en cuenta que las grandes compañías ya han iniciado la implementación de buenas prácticas, pero la gran masa de empresas se encuentra en empresas pequeñas y medianas, que sumándose pueden lograr un mayor impacto.

2. Cuantificación de las iniciativas de sostenibilidad

Los inversionistas, y en general los financiadores, empiezan a mencionar que para evaluar empresas han empezado a tener en cuenta criterios e indicadores de sostenibilidad. El gran reto está en estandarizar la información, crear indicadores financieros de sostenibilidad e incorporarlos en los indicadores tradicionales financieros utilizados.  Así mismo, aún representa un reto para los bancos mostrar casos que evidencien el impacto de criterios de sostenibilidad en el apoyo a empresas con altos estándares.

3. Tecnología de la información

Para lograr los dos puntos anteriores es importante resaltar la importancia de la tecnología como mecanismo de recolección y tratamiento de datos, esto genera un gran beneficio en términos de ahorro de tiempo para concentrarse en el análisis de información de sostenibilidad que permita mostrar mejores resultados tanto en el impacto en buenas prácticas como en el acceso a capital.

4. Apoyo desde el Gobierno

Solucionar todos los anteriores retos podrían potenciarse si se generan más alianzas público privadas, teniendo en cuenta que estos dos sectores en ocasiones coinciden en sus objetivos y que las iniciativas de ambos sectores pueden tener incidencia directa en soluciones de desarrollo local con beneficios mutuos.

En conclusión, los retos presentados reflejan una insistencia en cuanto a poner en la agenda de todos los actores relevantes, como empresas, organizaciones y gobierno, iniciativas como las de Dilmah Tea, que demuestran de que es posible generar un crecimiento empresarial, logrando una mayor presencia de sus productos en cerca de 100 países, acompañado por el apoyo al crecimiento de su comunidad, con el esfuerzo constante por crear negocios éticos a través de sus diferentes iniciativas.  Adicionalmente, la visión de Unilever muestra una coherencia y tendencia de las grandes compañías por relacionar la estrategia empresarial y los objetivos establecidos para generar más impactos positivos y menos negativos en la comunidad y el medio ambiente en general.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.