Una dieta balanceada está pensada para que 10% de las calorías del día provengan de las proteínas.

De acuerdo con un estudio de la Universidad del Sur de California, comer abundante proteína animal durante la edad adulta puede desembocar en cáncer. Los investigadores llegaron a esta conclusión, después de seguir los patrones de consumo de 6.000 personas mayores de 50 años durante 18 años y encontrar que entre esta edad y los 65 años  la probabilidad de tener cáncer es cuatro veces más  alta. 

“Las dietas más populares generalmente tienen alto contenido de proteínas y muy poco de azúcares, no obstante, esto no es bueno para la salud, ya que una cantidad determinada de  carbohidratos es necesaria para el correcto funcionamiento del organismo”, afirmó el doctor e investigador Valter Longo para la revista de medicina y metabolismo celular.

Bajo este panorama, el estudio concluye que comer altas cantidades de proteína en la dieta causa en el cuerpo efectos similares al de fumar. Igualmente, se encontró que las personas que han consumido bastantes cantidades de carne, leche o queso desde los 50 años, tienen 74 por ciento mayores probabilidades de morir de cualquier causa que quienes tienen dietas balanceadas, donde la proteína no es el foco de la alimentación.

"Cuando usted tiene una gran cantidad de proteínas en el cuerpo, esto influye en el  crecimiento celular y hemos demostrado que  las células normales se transforman en células cancerosas, debido a esto ", dijo Longo.

Pero ¿Qué es mucha proteína? De acuerdo con los investigadores significa que el 20 por ciento de las calorías obtenidas en un día provienen de alimentos de origen animal, cuando lo más saludable es que la cifra no supere el 10 por ciento. Al final el estudio concluye que la dieta mediterránea, baja en proteína animal y rica en carbohidratos es una excelente opción para mantener un estudio de vida saludable.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.