Tres pingüinos, conocidos como "jackass", por el sonido que emiten parecido al de los burros, caminan en un día soleado por varios andenes de la pequeña población sudafricana de Simon‘s Town, vecina de Ciudad del Cabo. Luego cruzan por una calle en que habitualmente es transitada por los carros y vuelven a subirse al andén, cumpliendo con su papel de peatones responsables.

Las curiosas imágenes captadas por un guardabosques de la Fundación para la Conservación de las Aves Costeras del Sur de África (SANCCOB) no tardaron en viralizarse en internet. En las primeras horas de publicado el video ya tenía casi 150.000 reproducciones.

Las costas sudafricanas son el hábitat natural de estas aves, sin embargo, los expertos de SANCCOB aseguran que los animales generalmente se ponen ansiosos cuando los humanos están demasiado cerca y suelen ocultarse. Hoy en día estos pingüinos solo pueden ser vistos en Sudáfrica y Namibia, ya que a finales del siglo XX su población total fue casi exterminada.

Puede leer ¿Los delfines del acuario de Santa Marta podrán volver definitivamente al mar?

Como estos son múltiples los animales que disfrutan de las ciudades del mundo que están confinadas por el brote de la covid-19. Zorros en Bogotá, osos en México, chigüiros en campos de golf, cabras por las calles de Gales, son tan solo algunas de las imágenes que los usuarios han compartido a través de las redes sociales y que muestran cómo la fauna avanza por los espacios que originalmente eran suyos y que fueron ocupados por los humanos.