Para este jueves 10 de octubre se tenía prevista la elección de los representantes de las entidades sin ánimo de lucro ante el Consejo Directivo de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, CAR, para el periodo 2020-2023. 

Sin embargo, el inicio de una acción de tutela, interpuesta por el representante legal de la Asociación Ambiental Gaia Esperanza, evitó que se adelante el proceso. 

El Juzgado Noveno Penal Municipal de Bogotá ordenó suspender provisionalmente la votación hasta tanto no se tome una decisión de fondo dentro del trámite constitucional. 

Le puede interesar: 

La medida temporal también establece que la CAR vincule a todas las entidades sin ánimo de lucro que han hecho parte del proceso de elección de representantes con el fin de que, si lo consideran pertinente, soliciten la vinculación dentro del presente trámite, para lo cual le concedió a esa autoridad ambiental un término de un día. 

“Esta decisión se toma para prevenir mayores traumatismos en la elección del Consejo Directivo, pues en el caso de que llegase a prosperar el amparo constitucional, se podría generar la nulidad de la elección que se adelante el día de mañana (10 de octubre)”, señala el auto notificatorio que, además, dispone vincular al Ministerio de Ambiente y la Procuraduría General de la Nación, entregando copia de la demanda. 

La presentación de la tutela fue motivada por el poco tiempo que tuvieron las entidades sin ánimo de lucro como Gaia, para controvertir la inhabilitación que emitió la CAR para participar en el proceso de elección, en el informe de resultados de la revisión y evaluación de los documentos presentados por las entidades dentro del proceso de elección de los representantes y suplentes de las ONG ante el Consejo Directivo.  

Le sugerimos: Procuraduría cuestiona decisiones de la CAR sobre la Reserva van der Hammen

En consecuencia, para proteger la posible amenaza de los derechos a la participación ciudadana, la igualdad y el debido proceso de la Asociación Ambiental Gaia Esperanza, se ordenó adoptar esta medida provisional.  

Néstor Franco, director de la CAR, aseguró que acatan plenamente la decisión del juez y aguardarán por el fallo de fondo frente a los hechos. 

El funcionario señaló que las organizaciones que se presentaron y quedaron preseleccionadas no tienen ningún derecho adquirido y que aquellas que resultaron inhabilitadas podrán presentarse de nuevo. 

Le recomendamos: Destitución de Néstor Franco reabre el debate sobre si se deben reformar las CAR

“Las organizaciones que habían quedado por fuera, perseverarán y las que están adentro, lo más probable es que se ratifiquen”, dijo el director, quien resaltó que los candidatos al Consejo Directivo no se verán afectados ya que la elección simplemente fue postergada.