Un pacto en el que se comprometen a implementar normas que propendan por el cuidado, la protección de la vida y el medioambiente firmaron los gobernadores de Boyacá, Carlos Amaya, y Nariño, Camilo Romero. 

El convenio se materializó a orillas del Lago Sochagota, en el municipio de Paipa, de con la firma de un documento en el que se estipula que cada uno, en sus respectivos departamentos, aplicarán los decretos que han expedido hasta ahora para salvaguardar la naturaleza

De esta forma, las normas proferidas por el Gobierno de Boyacá frente a la prohibición del plástico de un solo uso y del asbesto en la contratación pública departamental, serán expedidas también por la administración departamental de Nariño. Entre tanto, las medidas que garantizan los derechos de los campesinos y declaran a la naturaleza como sujeto de derechos, que fueron adoptadas en Nariño, serán tramitadas y aplicadas en Boyacá. 

Le puede interesar: 

“Desde el lago Sochagota, en Paipa, este lugar de historia para Colombia, que hace 200 años le daba la libertad a este país, le entrego estos dos decretos a mi querido amigo gobernador de Nariño, como símbolo de que acá en Boyacá pensamos en lo que realmente importa que es nuestro planeta, proteger la vida y la naturaleza. Son los decretos por medios de los cuales se prohibió el plástico y el asbesto en la contratación pública en la Gobernación. Me alegra infinitamente poder compartir con usted este momento histórico. El mensaje en el Bicentenario desde Boyacá es que cuidemos el planeta para nuestros hijos”, afirmó Amaya.


La firma del pacto entre los mandatarios de Boyacá y Nariño se realizó a orillas del Lago Sochagota, en Paipa. Foto: Prensa-Gobernación de Boyacá. 

A su turno, el mandatario nariñense le hizo entrega de los decretos sobre la garantía de los derechos de los campesinos y el reconocimiento de la naturaleza como sujeto de derechos. "Es muy grato para nosotros en este justo momento de 200 años de nuestra libertad, empezar a pensar en esa nueva ciudadanía y esos nuevos gobiernos que generan y gestan iniciativas como esta que son realmente importantes", comentó Romero.

El gobernador de Nariño aseguró que desde ahora quedaban comprometidos a implementar dichos decretos. "Este es un mensaje desde Boyacá, desde Nariño, pueblos de independencia, de libertad y resistencia para Colombia. Vamos a seguir haciendo trabajo mancomunado, todo pensando en la ciudadanía y en la protección ambiental”, expresó. 

Le sugerimos: "Un Gobierno sensato decidiría mantener prohibido el glifosato": gobernador de Nariño

Amaya aseveró que el poder de Colombia estaba en sus regiones. "Lo más importante es cuidar el planeta, su sostenibilidad, para entregarles una herencia a nuestros hijos, tal cual como nosotros la recibimos de nuestros padres”, apuntó Amaya. 

De esta manera, Boyacá se convertirá en el segundo departamento del país en reconocer los derechos de la naturaleza, mientras que Nariño en la segunda región en prohibir el uso del plástico de un solo uso y el icopor en los procesos de contratación pública.