A partir de hoy y hasta el próximo 28 de febrero, uno de los atractivos turísticos más importantes del país: el Parque Nacional Natural Tayrona, estará cerrado al público. La decisión se tomó por petición de cuatro pueblos indígenas de la Sierra Nevada de Santa Marta que se dedicarán a realizar procesos de “limpieza”.

El objetivo está encaminado a darle un descanso al área protegida y a permitir la restauración de los diferentes ecosistemas que la conforman: #RespiraTayrona. La solicitud fue hecha por los pueblos indígenas Arhuaco, Kankuamo, Kogui y Wiwa, según dio a conocer Parques Nacionales Naturales de Colombia.

Los indígenas se dedicarán a realizar procesos culturales de limpieza, sanación y protección ambiental y espiritual. De igual forma, la determinación hace parte de una estrategia concertada entre estos pueblos y la entidad ambiental, “que busca darle un respiro a la fauna y flora del lugar y así permitir la regeneración de los procesos naturales de las playas, los ecosistemas y las especies que habitan este paraiso naturall”.

De igual forma, la entidad ambiental realizará un monitoreo de las especies de "importancia ecológica" que habitan en el lugar como el caimán aguja, el paujil y el jaguar, a la vez que realizará recorridos de prevención, vigilancia y control en el parque. También llevarán a cabo  jornadas para recoger basura y capturar peces león, una especie invasora del ecosistema.

Lea también: 10 paraísos de biodiversidad en Colombia

“Es de resaltar que gracias al cierre realizado durante los años anteriores se ha podido verificar la recuperación de los suelos, arroyos, quebradas, zonas acuáticas y del aire, lo que ha disminuido el estrés de los ecosistemas, aportando a la naturaleza que por esa época del año enfrenta una temporada seca”, manifestó Parques Nacionales.

Según dio a conocer El Tiempo, los mencionados pueblos le pidieron al gobierno nacional reglamentar un porcentaje de los ingresos que percibe el Parque cada año. su aspiración es obtener por lo menos un 20 por ciento de lo que recauda la reserva natural por concepto del ingreso de turistas tanto nacionales como extranjeros.

Para ellos, la solicitud de estos recursos es una forma de que le sea reconocido su territorio dentro de la línea negra y los mismos serían destinados a realizar mejoras de diferentes predios de la Sierra Nevada de Santa Marta.

A cierre del año pasado, el Parque Tayrona recibió 446.299 visitantes. De esta cifra, un total de 278.137 personas fueron visitantes nacionales y las restantes 168.162, extranjeros. Los mayores incrementos en la llegada de turistas al Parque se registraron en el número de visitantes provenientes de otros países. La proyección es que para este año ingresen al Tayrona 468.614 personas.

Le puede interesar: Mitos y realidades sobre la Línea Negra

Es de recordar que para la temporada de fin de año, la concesión encargada de la administración del Parque definió que solo tendrían acceso al área protegida 4.350 visitantes cada día. La decisión fue tomada por disposición del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, a través de la Unidad de Parques Nacionales.