A lo largo de la historia la protesta social ha venido acompañada de canciones con un alto contenido reivindicativo. Melodías que, en algunos casos, se han convertido en verdaderos himnos y fuente de inspiración para quienes luchan por una causa que consideran justa. 

Durante la Guerra Civil Española, la Segunda Guerra Mundial y las décadas entre los 50 a los 90 se escucharon muchas tonadas en contra de la inequidad, la injusticia, los sistemas de gobierno, la distribución de la riqueza. Y aunque en la actualidad ya nos tan populares, todavía se mantienen vigentes y conservando el mismo espíritu combativo y reflexivo que las caracteriza. 

Le sugerimos: El enorme problema para delimitar el páramo de Santurbán

Un ejemplo de ello es Páramos, la canción que fue compuesta por Mandala MC, Rope, Luisa García y David Guerrero y en cuyo video participaron alrededor de 50 personas entre quienes se encontraban reconocidos líderes, ambientalistas, políticos e influenciadores como Daniel Samper, Francisco Vera (el ambientalista más joven de Colombia), Jorge Martínez (embajador de la sección 23 de la asamblea juvenil de la ONU), Jennifer Pedraza (representante estudiantil de la Universidad Nacional), Aída Avella (senadora y presidenta de la Unión Patriótica) y Antonio Sanguino (senador del Partido Verde).  

Por medio de esta canción, que tiene una duración de 2 minutos y 46 segundos, buscan llamar la atención sobre la importancia de preservar esta clase de ecosistemas y evitar su degradación con la explotación de proyectos de megaminería. 

Le recomendamos: Estudio advierte sobre impactos que traería proyecto minero en Santurbán

"Con semejante hueco, daña el agüita y no es por el progreso, es por dinero, por la guita. Aquí la mermelada produce ideas pingas, motivos de oro que hacen brillar mejillas. Al destruir la flora, destruyen la fauna, remueven el verde y esto parece un sauna. Santurbán oasis, dejará de serlo, la megaminería lo transformará en desierto. Si fuera mentira los invito a que investiguen, usen los anteojos de los hoy consiguen; no sean tan cotorras, montañeros y corrijan, que, al respetar la Pacha, el cóndor vivo sigue", dice la canción. 

Para realizar el video fueron utilizados fragmentos de las grabaciones que realizaron los participantes en sus casas sobre una pista sonora que fue interpretada por Luisa García y Mandala MC. 

"Luego de la protesta pacífica que adelanté frente a la Anla en Bogotá, en la que estuve subido en un árbol por 182 horas, me cuestioné qué más podíamos hacer en pro del páramo de Santurbán. Un día caminando por las calles de Bucaramanga comencé a tararear y de ahí surgió el coro de la canción. Contacté a varios artistas locales que son amigos y les comenté la idea. Luego llamé a Alejandro Villanueva, un productor audiovisual muy joven y súper pilo con el que hemos trabajado varias veces para que nos apoyara y de esa forma se gestó y logró este trabajo", indicó David Mauricio Carvajal Guerrero, líder del movimiento ambientalista Naturalista Santander. 

Le puede interesar: Colombia intenta proteger de la minería al páramo de Santurbán en estrados internacionales

El activista sostuvo que lo importante fue mostrar que en este proceso de lucha por el páramo hay unión, independientemente de las diferencias sociales y políticas de cada persona. “Todos debemos unirnos en este propósito, pues el desarrollo no es tener 50 vías a expensas de la destrucción de la naturaleza", resaltó. 

La canción finalmente fue concebida en marzo de este año, en el contexto del paro nacional y la marcha por el agua.