;
AFP

Cuando Greta Thunberg, ahora de 15 años, tenga 45, decenas de millones de personas habrán tenido que abandonar sus casas debido a las condiciones extremas y a las catástrofes naturales que provocará el cambio climático. Por eso decidió dejar de estar con los brazos cruzados.

Aunque la generación de sus padres y las anteriores son las responsables de haber provocado el calentamiento del planeta, son millones de jóvenes como esta sueca quienes sufrirán sus consecuencias.

"Somos nosotros quienes vamos a vivir en este mundo. Si vivo hasta los 100, estaré viva en 2103 y eso es dentro de mucho tiempo", dijo Greta, al margen de la edición 24 de la Conferencia de la ONU sombre Clima que se celebra en Katowice (Polonia).

Le puede interesar: Cambio climático: cuáles son los países de América Latina que están más lejos de reducir las emisiones de carbono

"Tendremos que vivir con el desastre que causaron las generaciones anteriores. Tendremos que hacernos cargo de ello. No es justo", apuntó. 


Greta adelantó una huelga de hambre ante el parlamento sueco para solicitarle a ese gobierno que se comprometiera a actuar para cumplir sus promesas del Acuerdo de París. Foto: Jonathan Nackstrand /AFP

Greta se ha convertido en una abanderada de la creciente campaña que está movilizando a los jóvenes en el planeta, llamando a gobiernos y empresas a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y limitar el cambio climático.

Unos 200 países están representados en la COP24 en Polonia, tratando de elaborar una serie de reglas que les permitan aplicar los compromisos del Acuerdo de París, firmado en 2015.

El acuerdo tiene por objetivo limitar el aumento de la temperatura por debajo de 2 ºC y a ser posible a 1,5º C, respecto a la era preindustrial.

Puede leer: Promueven salvavidas para los bosques desde el Congreso

Pero con 1 ºC sumado ya a la temperatura global, la Tierra ya está sufriendo violentas tormentas, sequías e inundaciones debido al alza del nivel del mar.

El Banco Mundial advirtió de que si los gobiernos no toman las acciones oportunas, en el mundo habrá 143 millones de "migrantes climáticos" en 2050. 

Greta y su padre Svante viajaron a Katowice para llamar a los Estados a actuar ahora por el bien de las generaciones futuras.

"La mayor crisis de la humanidad" 


Esta joven, de 15 años, intervendrá en la conferencia de la ONU sobre cambio climático que se adelanta en Polonia. Su padre la acompaña. Foto: Janek Skarzynski /AFP

La joven explicó que tras haberse percatado de los impactos de las emisiones de dióxido de carbono, pidió a su familia que se volviera vegetariana y dejara de tomar el avión.

"Para mí nada de esto es un sacrificio, no necesito estas cosas. Entiendo que haya gente que lo vea como un sacrificio. No quieren dejar de volar pero es algo que debemos hacer. No hay otra opción", recalcó. 

Greta saltó a la fama después de iniciar una huelga en solitario ante el parlamento sueco, que dijo que continuaría hasta que el gobierno se comprometa a actuar para cumplir sus promesas del Acuerdo de París.

Le sugerimos: Catástrofes climáticas simultáneas azotarán la Tierra antes de que termine este siglo

Señaló que pese a las pruebas irrefutables de los peligros que entraña el cambio climático, los políticos siguen rechazando tomarse seriamente la problemática.

De lo contrario, "las emisiones ya no tendrían lugar actualmente. Y siguen aumentando", indicó la joven, de 15 años.

"Estamos ante una amenaza existencial, a la mayor crisis de la humanidad. Debemos actuar ahora porque mañana puede que sea demasiado tarde".