Menos de tres meses se mantuvo con vida Tairona, el cóndor que nació el pasado 30 de abril en el Aviario Nacional, ubicado en la isla de Barú, en Cartagena, luego de la reproducción exitosa de una pareja de cóndores que llegó a Colombia en 2015.

Tras investigaciones realizadas por personal técnico y científico del Aviario, se determinó que la muerte del cóndor ocurrió por edema pulmonar, lo que afectó su pulmón izquierdo y le generó dificultades para respirar.

Andrés Merizalde, director técnico y científico del lugar, lamentó lo sucedido pero también dijo que "hemos aprendido mucho en estos últimos seis meses desde que la pareja de cóndores puso el huevo" y ratificó el interés de continuar con la labor de repoblación de estos animales plasmando todo este proceso de aprendizaje.

Hace cuatro años fueron traídas desde Chile tres parejas de cóndores, gracias a la iniciativa y coordinación de la Asociación Colombiana de Parques Zoológicos, Acuarios y Afines, el Ministerio del Medio Ambiente y el Centro de Cría de Chile.

Le puede interesar: 

La pareja con la que se logró la reproducción de Tairona, el único animal de esta especie nacido en cautiverio, sigue en el Aviario Nacional, mientras las otras dos se encuentran en el Zoológico de Medellín y en el Parque Jaime Duque, en Cundinamarca.

Con la llegada de estas aves al país, se ha logrado hacer una evaluación genética comparativa entre los cóndores del sur y los del norte del continente.

El cóndor es el ave nacional de Colombia y actualmente se encuentra en peligro de extinción.  Merizalde ha dicho que “los aviarios se convierten en bancos genéticos para la especie, que logran mantener parejas reproductoras con el objetivo de repoblación y de esa forma reintroducir nuevos ejemplares al hábitat natural”, razón por la cual continuarán trabajando en los procesos de repoblación.