• El jaguar vive amenazado. El Amazonas es una de las regiones con la mayor biodiversidad del planeta. Más de 3.000 especies de peces viven allí. Además, hay mamíferos como el jaguar o la nutria gigante, y miles de especies de aves. Pero hay muchas que aún ni siquiera han sido descubiertas. Foto: Alianza WWF-Fundación Telmex, vía DW.
    El jaguar vive amenazado. El Amazonas es una de las regiones con la mayor biodiversidad del planeta. Más de 3.000 especies de peces viven allí. Además, hay mamíferos como el jaguar o la nutria gigante, y miles de especies de aves. Pero hay muchas que aún ni siquiera han sido descubiertas. Foto: Alianza WWF-Fundación Telmex, vía DW.
  • El hogar de los animales se quema. Debido a los incendios disminuye el territorio en el que viven las especies, pero su hábitat ya había sido destruido por la deforestación para el cultivo. No se sabe exactamente cuántas especies están en peligro de extinguirse. Foto: Reuters- vía DW
    El hogar de los animales se quema. Debido a los incendios disminuye el territorio en el que viven las especies, pero su hábitat ya había sido destruido por la deforestación para el cultivo. No se sabe exactamente cuántas especies están en peligro de extinguirse. Foto: Reuters- vía DW
  • Mariposas e insectos en extinción. Innumerables especies de animales invertebrados están en peligro. Según expertos en biodiversidad, en el Amazonas, sobre todo los animales que para sobrevivir se especializaron en plantas, territorios o alimentos específicos están en riesgo de desaparecer. Foto: Getty Images- Vía DW
    Mariposas e insectos en extinción. Innumerables especies de animales invertebrados están en peligro. Según expertos en biodiversidad, en el Amazonas, sobre todo los animales que para sobrevivir se especializaron en plantas, territorios o alimentos específicos están en riesgo de desaparecer. Foto: Getty Images- Vía DW
  • El tití de Milton se queda sin hogar. Esta es una las especies en peligro de extinción. Este primate fue descubierto en 2010. Vive en un hábitat muy pequeño y aislado en la selva amazónica brasileña. Casi no hay alternativas para los primates cuando sus territorios son talados o quemados, según el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF). Foto: Alliance DPA-WWF, vía DW.
    El tití de Milton se queda sin hogar. Esta es una las especies en peligro de extinción. Este primate fue descubierto en 2010. Vive en un hábitat muy pequeño y aislado en la selva amazónica brasileña. Casi no hay alternativas para los primates cuando sus territorios son talados o quemados, según el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF). Foto: Alliance DPA-WWF, vía DW.
  • Si su hábitat se quema, no tienen otro lugar a donde ir. Este primate es un ejemplo representativo de muchas especies de monos en el Amazonas que tienen un hábitat muy pequeño e individual. Los animales no pueden buscarse una “nueva casa”, porque en la vecindad ya viven otros animales en sus territorios, y no pueden compartirlo. Foto: Alliance DPA-WWF, vía DW.
    Si su hábitat se quema, no tienen otro lugar a donde ir. Este primate es un ejemplo representativo de muchas especies de monos en el Amazonas que tienen un hábitat muy pequeño e individual. Los animales no pueden buscarse una “nueva casa”, porque en la vecindad ya viven otros animales en sus territorios, y no pueden compartirlo. Foto: Alliance DPA-WWF, vía DW.
  • Manatí amazónico. Otro animal específico del Amazonas que está en peligro es el manatí, que vive en lugares de agua dulce, únicamente en el amplio ecosistema del río Amazonas. Si su hábitat se destruye, tampoco les quedarían alternativas. Foto: Danita Delimont- Vía DW
    Manatí amazónico. Otro animal específico del Amazonas que está en peligro es el manatí, que vive en lugares de agua dulce, únicamente en el amplio ecosistema del río Amazonas. Si su hábitat se destruye, tampoco les quedarían alternativas. Foto: Danita Delimont- Vía DW
  • El águila harpía es una de las aves de presa más grandes del mundo, de hasta 250 centímetros de envergadura, y otro de los animales en peligro de extinción. El águila habita los territorios de la selva profunda latinoamericana. Necesita áreas suficientemente boscosas y extensas para poder sobrevivir. Pero la deforestación y los incendios están devastando su hábitat. Foto tomada de DW.
    El águila harpía es una de las aves de presa más grandes del mundo, de hasta 250 centímetros de envergadura, y otro de los animales en peligro de extinción. El águila habita los territorios de la selva profunda latinoamericana. Necesita áreas suficientemente boscosas y extensas para poder sobrevivir. Pero la deforestación y los incendios están devastando su hábitat. Foto tomada de DW.
  • Según WWF, el caimán negro está en peligro de extinción, al menos en parte. Es uno de los carnívoros más grandes de Latinoamérica y solo se encuentra en distintos lugares de agua dulce de la selva de Brasil, Ecuador, Bolivia, Guyana, Colombia, Perú y Surinam. Aunque su población se estableció allí en el siglo pasado, se está reduciendo por la destrucción de su hábitat. Foto: Tomada de DW
    Según WWF, el caimán negro está en peligro de extinción, al menos en parte. Es uno de los carnívoros más grandes de Latinoamérica y solo se encuentra en distintos lugares de agua dulce de la selva de Brasil, Ecuador, Bolivia, Guyana, Colombia, Perú y Surinam. Aunque su población se estableció allí en el siglo pasado, se está reduciendo por la destrucción de su hábitat. Foto: Tomada de DW
  • Papagayo amazónico. Hay muchísimas especies más en el Amazonas que están en peligro de extinción, afirma WWF. Un problema enorme para los animales es que no pudieron desarrollar estrategias para sobrevivir en los incendios, porque en el Amazonas esos fuegos no son parte del ecosistema natural. Por eso les cuesta adaptarse y es posible que no sobrevivan. Foto: Imagebroker vía DW
    Papagayo amazónico. Hay muchísimas especies más en el Amazonas que están en peligro de extinción, afirma WWF. Un problema enorme para los animales es que no pudieron desarrollar estrategias para sobrevivir en los incendios, porque en el Amazonas esos fuegos no son parte del ecosistema natural. Por eso les cuesta adaptarse y es posible que no sobrevivan. Foto: Imagebroker vía DW
Compartido 0 Veces

Ver más imágenes

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com