Cargando...
Yo, ecosistema

Yo, ecosistema

Mi madre contaba que, en su infancia, alguna vez vio una guitarra que tenía pegada una calcomanía de una guitarra en la que había dibujada una guitarra más pequeña y ésta, a su vez, tenía el mismo adorno. Esa experiencia le permitió, a esa niña remota, sentir por primera vez el vértigo que ocasiona asomarse al infinito.

Abrazar árboles

Abrazar árboles

Desde hace muchos años, ha sido costumbre referirse a los ambientalistas como “abraza–árboles”. Y por poco que nos guste, el remoquete ha hecho carrera gracias a las exageradas manifestaciones biofílicas de algunos militantes de nuestras filas.

El mar no visto

El mar no visto

Permanecer ciegos ante la preocupante situación de los océanos no es sólo irresponsable, sino también imperdonable.

Ranas al anochecer

Ranas al anochecer

Hace algunos años excavamos en el jardín de nuestra casa un pequeño estanque para recoger las aguas lluvias conducidas hasta el sitio por acequias de piedra. En principio, era una idea utilitaria, concebida con el propósito de utilizar este recurso para riego en las épocas más secas.

Más que paisajes

Más que paisajes

En medio del afán colectivo por “construir un nuevo país”, los colombianos empezamos a descorrer el velo que ha mantenido ocultos grandes paisajes alejados de los centros urbanos en los que habita la mayoría de la población.

Comerse el planeta

Comerse el planeta

Es razonable revisar las formas en que producimos nuestros alimentos y tratar de reducir el impacto que causamos con cada una de ellas al ambiente.

Es cuestión de tiempo

Es cuestión de tiempo

Linajes evolutivos están por enfrentar la inevitable extinción, gracias a la acción irreflexiva de la especie de primate que terminó por “dominar” la Tierra.

Medio planeta

Medio planeta

Por doloroso que resulte admitirlo, estamos legando a las generaciones futuras una naturaleza muy pobre en relación con aquella que recibimos de nuestros padres.

Naturalismo y realidad aumentada

Naturalismo y realidad aumentada

Ademas de curiosos los parecidos entre los jugadores de Pokémon y los pajareros, estas similitudes también son interesantes desde el punto de vista de las relaciones de los seres humanos y con la naturaleza.

El tigre sí es como lo pintan

El tigre sí es como lo pintan

Una imagen colonial de naturaleza hace que nuestros niños conozcan más animales africanos, europeos o asiáticos que colombianos.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com