Una de las banderas de Enrique Peñalosa en sus dos periodos como alcalde de Bogotá ha sido convertir a la bicicleta en una gran opción de transporte, algo que se ha traducido en cerca de 480 kilómetros de ciclorrutas. Sin embargo, hay cientos de reclamos y denuncias en los distintos colectivos que ruedan por la ciudad, en grupos de Facebook como ‘Bicicletas Robadas Bogotá’. También es cada vez más común encontrar usuarios ocasionales que prefieren ir por las vías tradicionales en lugar de usar las diseñadas para los ciclistas, lo cual explica, en parte, que al día se roben en promedio cinco bicicletas en Bogotá y que los accidentes sean cada vez más comunes. Semana Sostenible habló con el secretario de Movilidad, Juan Pablo Bocarejo, sobre la actualidad de la movilidad en bicicleta en la ciudad.

Semana Sostenible: ¿Cómo ve el uso de la bicicleta en Bogotá?

Juan Pablo Bocarejo: En los últimos 15 años los bogotanos hemos adquirido una cultura cada vez más fuerte de la bicicleta como opción de transporte urbano, que se complementa con una tradición de uso recreativo gracias a la ciclovía, que existe hace varias décadas. En este momento hay 480 kilómetros de ciclorrutas, una de las redes más grandes en América Latina, y cerca de 800.000 viajes diarios en bicicleta. Movemos tantos viajes en bicicleta como en taxi, mientras que por cada viaje que se hace en bicicleta se hacen tres en automóvil.

Le recomendamos: Bogotá es la ciudad con más kilómetros de ciclovías en América Latina

Semana Sostenible: ¿En qué temas es necesario trabajar?

J.P.B.: Tenemos cosas importantes que mejorar en la calidad del espacio y de la experiencia que tiene un usuario de la bicicleta. La ambición del alcalde Peñalosa es expandir la red de ciclorrutas en 300 o 400 kilómetros antes de que termine su mandato. Y para los próximos dos o tres años la meta es que el 80 por ciento de la población de Bogotá esté a menos de un kilómetro de una ciclorruta.

También queremos erradicar impedimentos para usar una bici. Cuando el bogotano escoge la bicicleta como opción de transporte le ve muchos problemas, sobre todo el tema de la seguridad vial, no se siente protegido porque los conductores son agresivos o tiene miedo de que le roben.

Semana Sostenible: Hablando de ese tema, ¿sabe usted qué es la milenaria o el cambiazo?

J.P.B.: No

Semana Sostenible: Esas son apenas dos de las modalidades más conocidas de robo en Bogotá. ¿Qué se está haciendo con el tema de los hurtos?

J.P.B.: Hemos trabajado con la Policía y hay un grupo elite de 200 uniformados en bicicleta para crear corredores seguros. Estamos logrando que la Policía entienda que este es un delito grave.

Semana Sostenible: Los usuarios se enfrentan a la paradoja de ir por la ciclorruta y exponerse a que los roben, o ir por la vía y arriesgarse a accidentes, ¿qué hacer entonces?

J.P.B.: La solución no es arriesgar la vida en las vías, además esa decisión degrada toda la organización que necesita la ciudad.

Semana Sostenible: Pero si en las ciclorrutas no se sienten seguros, ¿qué otra opción pueden tomar?

J.P.B.: Necesitamos fortalecer el tema de seguridad, denunciar y que la Policía intervenga. No podemos resignarnos a correr todo tipo de peligros. No podemos construir unos imaginarios de miedo.

Le puede interesar: Ciclistas urbanos: infractores recurrentes y víctimas

Semana Sostenible: El robo de bicicletas es una realidad, no un imaginario...

J.P.B.: Sí, pero no se puede generalizar toda la red de ciclorrutas por algunos puntos. Eso no es un buen mensaje.

Semana Sostenible: En este tema las responsabilidades no son solo de los ciclistas, ¿cómo educar a los conductores para que los respeten?

J.P.B.: Ese es uno de los principales problemas que tenemos en Bogotá, esa enemistad entre los distintos actores, donde cada uno estigmatiza al otro. Hemos detectado que conductores de servicio público y conductores de automóviles pesados son los principales victimarios de ciclistas. Por eso estamos educando a los conductores del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) en el tema.

Semana Sostenible: Usted habla de distintos actores ¿cómo ve a los biciusuarios en ese mapa?

J.P.B.: Hay muchos tipos de biciusuarios. Los que comienzan probablemente usarán las ciclorrutas en andén y se sentirán más seguros, luego hay otros más experimentados. Hay un tema de actitudes y comportamientos que se tiene que modificar totalmente en todos los actores.

De parte de los conductores, debe haber un cambio de actitud al manejar y estar pendiente de los más vulnerables. Pero desde los ciclistas también debe existir un cambio de actitud, por ejemplo hay muchos que cuando van en la vía de los carros se meten en medio de los vehículos sin medir las consecuencias. Muchos usuarios expertos tienen la idea de que “no me importa lo que haga si voy en bicicleta porque soy ágil”, pero es muy importante replantear ese comportamiento.

Lea también: Ciclorrutas en calzada aumentarían uso de la bicicleta

Semana Sostenible: ¿Qué otro comportamiento cree que se debe mejorar?

J.P.B.: Independientemente del vehículo, debemos trabajar en temas de velocidad porque en las vías hay mil sorpresas: mala calidad de la malla vial, conductores y peatones despistados, entre otros. Que cada vehículo conserve una velocidad razonable ayuda muchísimo en evitar los accidentes.

Semana Sostenible: Hay puntos en los que las ciclorrutas existentes son imposibles de usar, ¿qué se está haciendo para remediar esto?

J.P.B.: Estamos en proceso para iniciar una serie de contratos con el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) para recuperar esos espacios. Hay ciclorrutas a las que no se les ha hecho mantenimiento en más de 17 años.

Semana Sostenible: Por ejemplo en la carrera 13, sobre el andén, es imposible transitar por las constantes invasiones de peatones y vendedores.

J.P.B.: El tema es de espacio. Las ciclorrutas al nivel de andén se hicieron en espacios pequeños y de ahí la invasión. Para mí las vías a nivel de andén deben tener pompeyanos para que el biciusuario no tenga que hacer tantas subidas y bajadas, sino que los carros tengan que hacer el esfuerzo.

Le sugerimos: Monte en bici y ahorre un millón de pesos al año

Semana Sostenible: ¿Qué se está haciendo en el caso de parqueaderos?

J.P.B.: Preparamos un estudio para el plan de cicloparqueaderos, enfocado en intermodalidad. Que usted pueda llegar a TransMilenio en bicicleta y ahí hacer la transferencia. Existe un acuerdo para que todos los estacionamientos públicos tengan espacios para las bicicletas, pero eso no se respeta.

Semana Sostenible: ¿Cómo evalúa la relación con los colectivos de bicicletas?

J.P.B.: Nosotros hemos trabajado desde el primer día con ellos y nos han ayudado a generar soluciones interesantes para conectar algunas ciclorrutas. Pero hay que tener en cuenta que son muchos y hay grupos que no tienen representatividad en las reuniones.

Semana Sostenible: Finalmente, ¿qué hace falta para que la bicicleta tenga la importancia que se merece en Bogotá?

J.P.B.: Nos falta mucha infraestructura y los volúmenes de ciclistas son gigantescos en algunos lugares dela ciudad. Pero hay que ser coherente, mirar las tendencias y los indicadores en el tiempo, y entender que uno no va a erradicar el robo de bicicletas de un día para otro.

Relacionados

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.