Las heladas y la posible ocurrencia de incendios forestales serán el común denominador desde mediados de diciembre de este año y hasta finales de marzo de 2019.  

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) así lo advirtió, tras informar que ya finalizó la segunda temporada de lluvias.  

Le sugerimos: El Niño llegará este diciembre con todos los juguetes a Colombia

La entidad señaló que ante la inminente llegada del Fenómeno de El Niño, la amenaza por incendios de cobertura vegetal se mantendrá activa, debido a que se registrará una disminución de la nubosidad y de las precipitaciones en gran parte del territorio colombiano.

"Esto conllevará a un aumento de las temperaturas del aire, que en algunos casos fácilmente podrían sobrepasar los 35 grados centígrados, particularmente en áreas de las regiones Caribe y Orinoquía, así como a lo largo de los valles interandinos", manifestó Yolanda González Hernández, directora del Ideam. 


La Guajira es uno de los departamentos que presentan un mayor nivel de riesgo por incendios y desabastecimiento de agua. Foto: archivo/Semana. 

La Guajira, Magdalena, Cesar, Atlántico, Bolívar, Sucre, Córdoba, Tolima, Huila, Arauca, Casanare, Vichada, Meta, Guaviare, Santander, Boyacá, Cundinamarca son los departamentos que presentan un mayor nivel de riesgo por incendios, así como las regiones norte y nororiente de Antioquia, el occidente de Norte de Santander y el centro-oriente de Valle del Cauca, debido a que cuentan con más de la mitad o la totalidad de sus municipios en algún nivel de amenaza. 

Según el reporte de avance del Estudio Nacional del Agua 2018, en el año 2016 los departamentos que registraron sequías extremas fueron Arauca, Meta, Antioquia, Chocó, Córdoba y San Andrés. 


En un 40,76 por ciento se redujeron las reservas hídricas en Colombia por cuenta de la falta de precipitaciones durante el fenómeno de El Niño 2015-2016. Foto: archivo/Semana. 

En lo referente a las heladas, el Ideam informó que los municipios con mayor susceptibilidad a que se registre este fenómeno son Mosquera, Tabio, Zipaquirá, Subachoque, Sesquilé, Facatativá, Madrid, Sopó, Nemocón, Bojacá, Chía, Suesca, Cogua, Tenjo, Chocontá, Funza, Ubaque y Choachí, en Cundinamarca; al igual que en Tunja, Sogamoso, Samacá, Paipa, Duitama, Chita, Toca, Nobsa y Tibasosa, en Boyacá. 

Le recomendamos: El Niño pone a temblar los bosques amazónicos

De igual manera, se espera que en algunas zonas de Nariño, Antioquia, Cauca y Santander también se presenten heladas, las cuales suceden "cuando la temperatura del aire toma valores por debajo de los 0°C, en altitudes cercanas a 2.400 y 3.200 metros sobre el nivel del mar", dijo el Ideam, entidad que recalcó que esta clase de fenómenos tienden a presentarse con mayor frecuencia entre mediados de diciembre y finales de marzo.

"Se recomienda a los agricultores, ganaderos y floricultores de los municipios estar atentos a la evolución de las condiciones meteorológicas y a la posibilidad de descensos de las temperaturas durante las próximas semanas. Además, se sugiere mantener activos sus planes de contingencia y consultar permanentemente los informes que emita el instituto", apuntó González. 

Ojo con los rayos solares 

El Ideam también hizo un llamado a la población a protegerse de los rayos solares, entre las 9:00 de la mañana y las 4:00 de la tarde, pues debido a los bajos valores de ozono en la atmósfera, incrementará la radiación ultravioleta en la superficie, situación que podría generar implicaciones nocivas para la salud como, por ejemplo, cáncer de piel.

El instituto explicó además, que los máximos niveles de radiación ultravioleta se presentarán en las zonas montañosas, especialmente al sur de Antioquia y en los departamentos de Santander, Tolima, Norte de Santander, Caldas, Risaralda, Quindío, Boyacá, Cundinamarca, Huila, Cauca y Nariño.


Las autoridades vienen adelantando campañas de ahorro de agua y energía con el objetivo de evitar racionamiento de agua. Foto: archivo/Semana.

De otro lado, en Colombia existen actualmente 391 municipios susceptibles a sufrir de desabastecimiento de agua, razón por la cual el Ideam viene adelantando un ciclo de charlas pedagógicas y preventivas sobre el Fenómeno de El Niño por todo el territorio nacional, en el que se insta a las comunidades a ahorrar agua y energía, y a los alcaldes y gobernadores a tomar las medidas de mitigación del caso, así como a mantener activos sus Comités para la Gestión del Riesgo de Desastres. 

Le puede interesar: Es oficial: 2016 fue el año más caluroso de la historia

Durante el Fenómeno de El Niño de 2015 y 2016, se registraron 6.495 incendios forestales en 523 municipios de 29 departamentos del país. Las llamas dejaron como saldo 221.906 hectáreas de bosque y vegetación nativa consumidas, siendo Casanare el departamento más afectado, pues en esa región del país el fuego arrasó con cerca de 43.000 hectáreas.  

De otro lado, 313 municipios reportaron desabastecimiento de agua y 656 más estuvieron en riesgo, razón por la cual tuvieron que activar planes de contingencia.