El Meta es el segundo departamento más deforestado de Colombia. Los resultados del monitoreo realizado por el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) sobre este flagelo en 2019 dan cuenta que en esa región del país fueron taladas 29.061 hectáreas de boques ese año. Caquetá, con 30.317 hectáreas, fue el único que lo superó. 

Solo en el municipio de La Macarena fueron devastadas 11.049 hectáreas, cifra que le valió para ubicarse en el tercer lugar del escalafón nacional de poblaciones más afectadas por la deforestación, por detrás de Cartagena del Chairá (13.123 hectáreas) y San Vicente del Caguán (11.452 hectáreas), que se situaron en el primer y segundo lugar, respectivamente. 

Del listado también hacen parte los municipios metenses de Mapiripán, con 8.228 hectáreas y Vista Hermosa, con 2.424 hectáreas. 

Le sugerimos: Mafias pagan 5 millones de pesos por hectárea deforestada en el Meta

Para intentar contrarrestar este problema la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Área de Manejo Especial La Macarena (Cormacarena), con el apoyo del Ejército Nacional, pondrá en marcha cuatro megaviveros, dos viveros satelitales y brindará apoyo a otros cinco viveros comunitarios, con el fin de fortalecer su producción de material vegetal y lograr, con la siembra de estas plantas, que se mitigue el acelerado aumento en la tasa de desforestación que se viene registrando en todo el departamento.

La estrategia denominada ‘Meta Verde’, plantea ubicar un vivero en La Macarena, en el predio conocido como El Borugo del Ejército Nacional, mientras que los dos viveros satelitales estarían situados en un lote del Batallón de Operaciones número 4, en Puerto Rico, y el otro en el predio La Jineta, en Mapiripán.


Los viveros estarán ubicados en los municipios más azotados por la deforestación en el Meta. Foto: Comacarena. 

Esta iniciativa hace parte del Plan de Acción Institucional 2020-2023 que busca fortalecer los pilares de restauración, recuperación, rehabilitación y reforestación en el territorio. "Se espera que estos viveros suministren gran parte del material vegetal que se requiere para las diferentes acciones que se han propuesto en la denominada ‘Alianza sur del Meta’, donde Cormacarena, el Ejército Nacional, Parques Naturales Nacionales y la Gobernación del Meta, pretenden contrarrestar la tasa de desforestación en la región", comentó Cormacarena. 

Esa autoridad informó, además, que los viveros a gran escala de Puerto López y Vista Hermosa se desarrollarán en predios de propiedad de las alcaldías de esos municipios. 

Le recomendamos: Crean mesa forestal en Meta, segundo departamento más deforestado en Colombia

"El apoyo a los viveros comunitarios se encuentra en proceso de selección, ya que se busca que las plantaciones respaldadas proporcionen especies de alto interés ecológico", señalaron desde la Corporación. 

La estrategia interinstitucional Alianza Sur del Meta coprende tres acciones para minimizar el impacto de la deforestación. Se trata del pago por servicios ambientales como un mecanismo para conservar los bosques en pie; la reconversión de proyectos productivos que no son compatibles con el bosque, y la reforestación de las zonas devastadas.

Le puede interesar: Sucumbe la Amazonia colombiana: 75.000 hectáreas deforestadas este año

En la reforestación, aplicamos la gran meta verde de sembrar 10 millones de árboles a lo largo de estos cuatro años en todo el territorio metense (…). Conocemos cifras preocupantes, donde en los últimos siete años han deforestado más de 200.000 hectáreas, de las cuales 123.000 han ocurrido en los últimos tres años”, manifestó en su momento Andrés Felipe García Céspedes, director general de Cormacarena. 

El sur del Meta es el segundo núcleo más grande de deforestación en Colombia. La mayor víctima es el Parque Nacional Tinigua, que pasó de 3.285 hectáreas deforestadas en 2017 a más de 10.000 en 2018. Por su parte, el Parque Sierra de La Macarena perdió 3.658 hectáreas hace dos años.