Los galones o pimpinas se han convertido en un elemento de vital importancia en los hogares de los habitantes del municipio de Chalán (Sucre). No tenerlos traería sed a decenas de familias. 

La razón es sencilla: en estos utensilios les suministran el agua potable que debe alcanzarles para ocho días. Por eso los habitantes de barrios como Las Colinas, Nuevo, Los Almendros, 7 de Agosto y Las Brisas echan mano de caballos, motos y carros para llevarla hasta sus casas. Cada gota es sagrada y por eso el desperdicio no tiene cabida.  

Le puede interesar: ‘Tatequieto‘ a los derrochadores de agua en Colombia

La reducción del caudal de los dos yacimientos que surten de agua a esa población obligó a las autoridades a racionar el agua para los 11 barrios que conforman el casco urbano, pero adicionalmente a declarar la calamidad pública por desabastecimiento del líquido.  

"Todavía hay barrios a los que se les está suministrando el servicio por la red de acueducto cada dos días, pero existen otros sectores a los que no llega, razón por la cual la gente debe acercarse hasta los tanques que fueron instalados para almacenar el agua que proviene de los yacimientos para abastecerse cada ocho días", comentó Omar Rodríguez, secretario de Gobierno de Chalán.

 A pie, en burros, caballos, motos y carros es trasladada el agua por los habitantes de cinco barrios de Chalán. Foto: Alcaldía de Chalán. 

El funcionario agregó que los habitantes de las ocho veredas y del corregimiento, que hacen parte del municipio, son los más afectados, ya que sus cultivos de ñame, yuca, maíz, tabaco, aguacate y cacao se han visto severamente impactados por la intensa sequía. 

Le sugerimos: Colombia podría llegar a afrontar escasez de agua por el fenómeno de El Niño

"En el sector ganadero también se registran graves afectaciones por la falta de pastos para los animales", apuntó el secretario, quien afirmó que están esperando el apoyo de la Gobernación de Sucre con un carrotanque para suministrar agua, que se traería del municipio de Ovejas. 

"El llamado al gobierno nacional y departamental es a que no nos olviden, que nos apoyen, que no nos dejen solos en estos momentos y con esta problemática", comentó. 

Los galones se han convertido en un elemento indispensable en los hogares de los chalaneros. Foto: Alcaldía de Chalán.

Como Chalán, otros 107 municipios de Colombia vienen afrontando problemas con el abastecimiento de agua. Así lo dio a conocer el Viceministerio de Agua Potable y Saneamiento Básico en el noveno reporte de afectación por el fenómeno de El Niño. 

En el informe, el despacho señaló que en los últimos 8 días aumentó el número de municipios que reportaron algún grado de racionamiento, al pasar de 106 a 108 localidades. Al listado de afectados ingresaron recientemente las poblaciones de Paratebueno (Cundinamarca) y Aguada (Santander).

Bolívar, con 37 municipios, es el departamento que más aporta al registro, seguido por Boyacá y Santander con 12 municipios; Córdoba con 11; Cundinamarca y La Guajira con 8; Antioquia con 7; Sucre con 6; Valle del Cauca con 4, y Cesar con 3 poblaciones.  

"De los 391 municipios susceptibles a desabastecimiento de agua que existen en el país, según el más reciente avance del Estudio Nacional del Agua 2018, ya hay 108 que presentan algún tipo de afectación en su servicio público, entonces a pesar de que en algunas regiones del país ya se presentan lluvias, el llamado es a no bajar la guardia, a seguir ahorrando y a hacer un uso eficiente del recurso hídrico", recalcó José Luis Acero, viceministro de Agua Potable y Saneamiento Básico.

Puede leer: Con heladas y sequías: así llegará el fenómeno de El Niño a Colombia

Adicionalmente, 48 poblaciones reportan declaratoria de calamidad pública por desabastecimiento de agua, de los cuales 37 están en el departamento de Bolívar y otras 11 fueron adoptadas a nivel municipal. Se trata de Murindó (Antioquia), Aratoca (Santander), Chalán, Sampués, San Pedro, Sincelejo, Sucre y Toluviejo (Sucre); Los Córdobas, San Bernardo del Viento y San Carlos (Córdoba), según indicó la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres. 

El viceministro advirtió que continúan las condiciones secas, con elevadas temperaturas del aire, especialmente en las regiones Caribe y Orinoquía. De otro lado, el Ideam informó que se mantienen los niveles bajos del río Magdalena entre Barrancabermeja y Puerto Wilches (Santander) por lo que "tampoco se descartan posibilidades de desabastecimiento de agua en algunas poblaciones ribereñas ante la reducción de los niveles en las captaciones de los sistemas de acueducto", afirmó el instituto. El Ideam, también explicó  que si bien El Niño no se ha consolidado en un 100%, sí han disminuido las lluvias y es probable que este fenómeno se extienda hasta marzo.